Bookeando

con MªÁngeles

Todos los días son nuestros - Catalina Aguilar Mastretta

29/9/17

Todos los días son nuestros
Autor: Catalina Aguilar Mastretta
Editorial: Destino
Páginas: 304 
Precio: 18,90 euros

SINOPSIS


María y Emiliano parecían una pareja indestructible, de esas que se conocen el instituto, nunca pierden la pasión y terminan siendo dos adorables ancianos cogidos de la mano. Por eso, cuando llegan a la treintena y una noche, al volver de la fiesta de unos amigos, María empieza una discusión, nadie hubiese imaginado que la pelea terminaría con Emiliano haciendo las maletas y volviendo a casa de sus padres.

En su primera novela, la mexicana Catalina Aguilar Mastretta hace gala de la contagiosa ternura y el humor que ya ha demostrado en su carrera como directora de cine. Todos los días son nuestros es una novela generacional, irónica y divertida en la que dos jóvenes deben aprender a vivir sin la persona con la que creían que iban a pasar el resto de sus días. Una historia narrada con una cercanía conmovedora, que provoca carcajadas, sonrisas tristes y, sobre todo, una inmensa complicidad.

 ©Markus Ziegler

CATALINA AGUILAR MASTRETTA


Nacida en Ciudad de México en 1984. Es guionista y directora de cine. Ha escrito y dirigido las películas Las horas contigo (2104) y Todos queremos a alguien (2017), y el cortometraje Tabacotla (2008). Suyos son los guiones de la serie histórica sobre México Gritos de muerte y libertad, estrenada en 2010, y del largometraje Echo Park (2014). Todos los días son nuestros, su primera novela, ha sido alabada por la crítica mexicana por su mirada irónica, tierna y generacional.


MIS IMPRESIONES 


Cuando una novela llega por recomendación de una gran lectora, que además conoce a la perfección tus preferencias no puedes más que prepararte para un viaje inolvidable. Así llegó a mis manos Todos los días son nuestros y os cuento cómo la he disfrutado. 

María y Emiliano se conocen desde que eran adolescentes. A sus treinta años, tras media vida juntos, forman una de esas parejas tan sólidas como envidiables por la forma en que han sabido mantener viva la llama de la pasión. Quizá por eso María jamás pensó que una discusión trivial terminaría definitivamente con su relación. No puede dar crédito a lo que ocurre, pero lo cierto es que Emiliano ha hecho las maletas y se ha marchado a casa de sus padres. Y ella solo siente un inmenso vacío; un vacío que se expande como la espuma por cada rincón del hogar que compartieron y que ahora parece inerte. 

¿Conoces a Emiliano? Lo conocía. Lo conozco porque no se me va de la frente y que me pregunten por él me crea un hueco en ese lugar que las viudas se tapan con las manos cuando les hablas del pasado. Pero en la realidad de la calle y de la rutina, no sé de él.
 - Qué bueno que ya superaste lo de Emiliano – me dijo Paloma hace ya mucho tiempo-. Yo voy a pedir salmón, ¿tú?
 - Pasta.
 Y a lo que sigue. Superado está, claro. Nada más que algunas cosas no terminan nunca. Y ésta es una de esas cosas.

Con estas palabras del primer capítulo imaginamos como se siente María tras su ruptura. Será ella en primera persona la que vaya desgranando su historia con Emiliano en una novela que va intercalando capítulos en los que conocemos su duelo en el presente, y como va enfrentando esa nueva vida en solitario, con otros que nos remontarán hasta su adolescencia, muchos años atrás cuando ambos se conocieron en el instituto. 

María y Emiliano, son los dos protagonistas principales de la historia. Los conoceremos en profundidad, mucho mejor a ella, que se convierte en un personaje inolvidable. En su trabajo como crítica de cine encontrará el mejor paraguas para resguardarse del temporal que se le viene encima tras la marcha de Emiliano. Y este cine, que la pareja adora, será un protagonista más de la novela. En el presente encontramos a una María superada por la situación: desorientada, perdida por momentos y sin rumbo. Una mujer que debe recomponer los pedacitos de su vida para enfrentar su futuro; ese que no acierta a imaginar sin él. Será fácil empatizar con ella. No solo por el momento tan duro que vive y que cualquiera con cierta edad conoce de primera mano sino por la sencillez, frescura y espontaneidad que desprende su relato. Ese desparpajo y humor, que tiene para encarar la vida te gana porque María es sobre todo una mujer valiente y decidida que sabe ironizar sobre muchas situaciones, capeando con maestría esos momentos difíciles que le tocará vivir. 

En este caso, la elección de la primera persona es todo un acierto que convierte al lector en confidente de nuestra protagonista y parte de la historia. La autora hace uso de prosa cuidada pero cercana, salpicada de ironía en ocasiones y cargada de intensidad en otras. Con esta primera novela nos demuestra su capacidad para conectar con el lector y harcerle vivir junto a sus personajes todo un abanico de emociones. Todos los días son nuestros arrancará nuestra carcajada a veces, nos inspirará ternura otras e incluso hará aflorar alguna que otra lágrima. Resulta imposible no sentirse identificada con esta mujer, imaginar el dolor que supone, tras tantos años compartidos, enfrentarse a un sillón vacío frente al televisor o comprender su miedo a la soledad ante la certeza de algo que no tiene marcha atrás. Las ausencias definitivas necesitan tiempo y ella nos contará con todo lujo de detalles como vive este momento. Esta es una historia con chispa: de esas que aunque duelen son a la vez enternecedoras.  

No solo el amor es abordado en esta novela sino que encontramos en ella temas como la diferencia de clases, el feminismo, la independencia de la mujer o el papel de los amigos y la familia como tabla a la que asirse ante los vaivenes de la vida. 

Todos los días son nuestros me ha gustado mucho. Muchísimo. Es una de esas novelas que me atrevería a recomendar sin reservas a todos aquellos que disfruten de las lecturas intimistas. Entre el amor y el desamor hay una amplia paleta de colores a través de la que nos va conduciendo Catalina Aguilar con su historia. Una novela que es un cóctel de frescura,  humor, espontaneidad y ternura; que habla de personas de carne y hueso, con su defectos y sus virtudes, llenas de fuerza a veces y otras aterradas ante la incertidumbre del mañana, pero por encima de todo es un canto a la superación personal. 

La señora Stendhal - Rafel Nadal

27/9/17

La señora Stendhal (Volumen independiente) de [Nadal, Rafel]
La señora Stendhal
Autor: Rafel Nadal
Editorial: Destino
Páginas: 288
Precio: 18,50 euros

SINOPSIS


Cuando el último día de la guerra una bala se lleva la vida de una joven madre en un tiroteo en la plaza de Sant Pere de Girona, el destino de Lluc queda para siempre atado al de la señora Stendhal, que lo criará cómo si fuera hijo suyo. La fuerza de la madre adoptiva, la rebeldía del joven Dani y la sabiduría del abuelo Dídac acompañarán la mirada inocente del niño por un paisaje cargado de emociones y promesas. Hasta que choque con el ansia de venganza de los ganadores, decididos a saldar cuentas. Después del éxito internacional de La maldición de los Palmisano, Rafel Nadal vuelve a la posguerra con su obra más madura; una novela, entre realidad y ficción, que cierra el ciclo del autor sobre los bandos, el destino y la libertad individual.

RAFEL NADAL


Rafel Nadal i Farreras(Girona, 1954) es periodista. Escribe en La Vanguardia y colabora habitualmente en RAC1, TV3, 8TV. Ha trabajado en los principales diarios del país y ocupado diferentes cargos de responsabilidad en empresas editoras y grupos de comunicación. Fue director de El Periódico de Catalunyaen el período 2006-2010, durante el cual la publicación recibió, entre otros, el Premio Nacional de Comunicación (2008), el premio al mejor diario de Europa del European Newspaper Congress (2008), el premio a la mejor portada del año de la Society for News Design (2007) y el premio al mejor diseño de España y Portugal de la SND (2007).

Es autor de Los mandarines (Ariel, 2011), un libro de retratos sobre el poder. Con Quan érem feliços ganó el Premio Josep Pla 2012, que obtuvo una magnífica acogida entre el público. Y Días de Champán (2013), una saga familiar que recorre los escenarios más convulsos de la Europa del siglo XX.

MIS IMPRESIONES


Las historias sobre la Guerra Civil española y la posguerra siempre despiertan mi interés. En este caso, el hecho de conocerla de mano de un niño fue un aliciente adicional para elegirla. Os cuento mis impresiones.

Una postal antigua que encuentra Lluc mientras se resguarda de la lluvia en una librería del casco antiguo de Gerona será la que le lleve a recordar la casa del camino de los árboles, el que fuera su hogar pocos años después de que un tiro sesgara la vida de su madre durante la guerra y la señora Stendhal se hiciera cargo de él. Allí, Junto a Annie y los suyos, Lluc vivirá muchas cosas, algunas no las entenderá hasta muchos años después. Lluc perdió a su madre el último día de la guerra cuando contaba con tan solo ocho años. Un par de años después llegará a casa de la señora Stendhal.

Será un narrador en primera persona, el propio Lluc,  la figura elegida por Rafel Nadal para conducirnos por la historia; una historia dura y dolorosa pero narrada con la inocencia de un niño de doce años.

Rafel Nadal nos traslada hasta un pueblecito de Gerona donde conoceremos como transcurre la vida de una familia humilde en la posguerra. Una vida que no será fácil para nadie en un lugar donde dos terratenientes manejan todo el cotarro y viven en la abundancia mientras otros a su alrededor carecen de algo tan esencial como agua con la que regar su huerto. Un lugar donde a pesar del cese de las armas nada parece haber acabado y el odio campa a sus anchas, aunque Lluc no lo termine de ver porque él con su mirada inocente no percibe muchas cosas. Aun con todas las dificultades, aun siendo un niño adoptado, él es un niño muy querido al que le encantan los abrazos de la señora Stendhal y la historia que nos cuenta es agridulce.

En el pueblo los mandamientos de la ley de Dios eran dos: Sabater y Ros. Antonio Sabater y Pere Ros. Eran propietarios de la mitad de las tierras, se alternaban en la alcaldía, aplicaban leyes a su conveniencia y se aseguraban el control del pueblo. Únicamente ellos regaban los campos y las arboledas gracias a un derecho de uso sobre el agua del canal que alimentaba la hidroeléctrica de los Ribot. Isidre Ribot era el único que los superaba en fortuna, pero vivía en la capital y apenas se interesaba por los asuntos del pueblo. De manera que Sabatel y Ros hacían lo que les daba la gana...

Estructurada en cuatro bloques que separan las etapas de la vida de nuestro protagonista desde el momento en que perdió a su madre: infancia en la casa de los árboles, internado, las montañas y regreso al pueblo. Será el propio Lluc el que de voz a esta novela pero no desde la mirada de un adulto sino que para contarla se meterá en la piel del niño que fue para ir creciendo a medida que avanza la historia. Y a pesar de ese enfoque infantil, lleno de inocencia, no es difícil apreciar la crudeza de la vida en aquel lugar recóndito de Gerona. La impotencia y la indefensión del bando perdedor frente a las tropelías de los otros. Él mismo irá dibujando a cada uno de los que se cruzaron en su camino, sus paseos por el campo con el abuelo Dídac y esa mirada perdida que las huellas de la guerra dejaron en este,  las visitas semanales que recibía la señora Stendhal, la ilusión por su amistad con el hijo del médico o el ímpetu con el que se desenvolvía la vida de Dani, el hijo de la señora Stendhal.

En resumen, La señora Stendhal es una historia sobre la posguerra española que dibuja desde una perspectiva diferente el horror al que tuvo que hacer frente el bando perdedor. Una novela que habla de injusticias, de atropellos y de sueños rotos, pero contada con la dulzura de una mirada inocente: la de un niño que no entiende nada y tan solo busca una familia.

Resumiendo julio y agosto

22/9/17

Con un poco de retraso, porque quería colgar los enlaces a todas las entradas, os traigo mi resumen lector del verano. Han sido un montón de títulos leídos y, aunque en general han sido estupendas lecturas, estoy realmente contenta porque hay un buen número de lecturas realmente extraordinarias: dos de ellas con cinco estrellas y otras que aun sin llegar a tanto estarán entre mis mejores lecturas del año. Os dejo la foto y debajo encontraréis los enlaces a las reseñas. Como algunas de ellas no están aún publicadas, en el momento en que lo haga podréis acceder a ellas. 



El color del silencio - Elia Barceló
La mala hierba - Agustín Martínez
Después del amor - Sonsoles Ónega
No soy un monstruo - Carme Chaparro
Llegará la lluvia - Mikel Alvira
El laberinto del hindú - José Vicente Alfaro
Cortejo en la catedral - Kate Douglas Wiggin
Una buena chica - Mary Kubica
Cuando la miel muere - Hanni Münzer
Más allá del invierno - Isabel Allende
La señora Stendhal - Rafel Nadal
En el lugar de siempre - Ana Medrano
Ella lo sabe - Lorena Franco
Gataca - Franck Thilliez

Después del amor - Sonsoles Ónega

21/9/17

Después del amor
Autor: Sonsoles Ónega
Editorial: Planeta
Páginas: 592 
Precio: 21,90 euros

SINOPSIS


Carmen viajaba en un tren desde Barcelona cuando un cruce de miradas cambió su vida para siempre. Era 1933, y Federico Escofet y Carmen Trilla —él, capitán del ejército; ella, una esposa atrapada en un matrimonio infeliz— tejieron una historia de amor que ni las habladurías, ni la guerra civil, ni el exilio lograrían deshacer, pero que dejó en los tres hijos de Carmen la huella del desarraigo.

Basada en hechos reales, Sonsoles Ónega novela la historia de una mujer valiente que reconstruyó su identidad en una España donde a las mujeres no se les permitía amar y desamar. Una inolvidable historia de amor clandestino cuyos protagonistas tuvieron que enfrentarse a todos los convencionalismos sociales.


SONSOLES ÓNEGA

 ©Raquel Molina
Madrid, 1977. Ha desarrollado su carrera profesional en distintos canales de televisión. 
En CNN+ y Cuatro hizo crónica de Tribunales, y desde 2008 es la corresponsal parlamentaria de Informativos Telecinco, canal para el que ha informado de los acontecimientos políticos más relevantes
de los últimos años.
Autora de cuatro novelas, Después del amor es su quinta obra.


MIS IMPRESIONES


Cuánto dolor encierran las páginas de esta novela y, a la vez, cuánto amor. Cómo me ha gustado conocer la historia que se esconde tras esa maravillosa portada. Sin duda, Sonsoles Ónega será una autora a la que tendré muy presente en sus próximas publicaciones.

Barcelona. 1932. El día que Carmen Trilla decidió coger un tren hacia La Garriga, su residencia de verano, huyendo de la terrible situación que asolaba su vida, jamás pensó que aquel apuesto militar con el que coincidió en el vagón y que la taladraba con la mirada cambiaría el curso de su vida. Porque Carmen, que a ojos de los demás lo tiene todo (belleza, prestigio, una vida acomodada y una familia estupenda), está rota por dentro; su matrimonio hace aguas, no es más que una fachada tras la que se parapeta por el bien de sus hijas, y la atención que desde el primer momento le dispensa Federico Escofet pondrá en jaque toda su entereza. 

Sonsoles Ónega, según nos cuenta en el libro, ha novelado un relato que llegó a ella por casualidad y de primera mano a través de las hijas de la protagonista principal de la historia, Carmen, y despertó en ella tal necesidad de hacerla trascender que decidió ponerse manos a la obra. Estamos, por tanto, ante la historia de dos personajes de carne y hueso que vivieron un gran amor; un amor prohibido pero tan firme que les llevó a enfrentarse a infinidad de obstáculos para defender la grandeza de sus sentimientos y en la que, evidentemente, existe además cierta ficción que permite completar y agilizar los hechos narrados. 

Son muchos los puntos fuertes de esta novela. Uno de ellos son los personajes y esa forma tan acertada con la recrea la mentalidad de la época, donde las apariencias están por encima de cualquier cosa, incluso del bienestar familiar. Y por mucho que hoy día nos llevemos las manos a la cabeza, mientras los trapos sucios se lavaran en casa casi todo estaba permitido. De carne y hueso es Carmen, una mujer que se enfrentará al escarnio público y al dilema de elegir entre dos amores: el de sus hijas o el de Federico Escofet. Y aunque suene egoísta, y muchos puedan venirme con el cuento de lo que se quiere a un hijo, yo he logrado entenderla. Porque ella es un mujer joven, que está vacía y sola, y es absolutamente delicioso saberse querida. Y porque no hablamos de una historia rosa, idílica sino de amor verdadero: de ese que te sale por los poros y que derriba cuantos muros encuentre en su camino. Pero no menos creíble es el amor de Federico: mucho más galán, mucho más adulador pero también más pegado a la realidad y con una evolución coherente y muy acorde con su situación laboral y familiar. 

Después del amor es mucho más que una novela romántica al uso. No cabe duda que el amor es el hilo conductor de la trama, pero diría que esta historia bebe de varios géneros. También hay en ella un fuerte componente histórico a través del que se nos va dibujando la situación política en España desde la Segunda República hasta la Segunda Guerra Mundial; más de una década en la que también conoceremos con detalle como eran las relaciones institucionales entre el gobierno central y el catalán. Todo ello integrado de forma natural en la historia y sin lastrar lo más mínimo el interés por la lectura. 

Imposible sería hablar de esta historia sin mencionar Barcelona, una ciudad que se convierte en una protagonista más con sus múltiples escenarios: sus calles, sus paseos, el Liceo, Montjuïc… Y es que la autora se sirve de la vida de sus protagonistas para mostrarnos un fresco de la alta burguesía catalana en la época: una sociedad con una doble moral, encorsetada y machista en la que, pese a la reciente aprobación de la ley del divorcio, el hombre dispone y la mujer acata. 

En resumen, no puedo más que recomendaros la lectura de esta novela. La elegancia con la que escribe Sonsoles unida a la fuerza y valentía de sus personajes, el fresco de la época y los maravillosos escenarios en los que se desarrolla la novela son motivos más que suficientes para proporcionar una estupenda lectura a cuantos se acerquen a ella. 

No soy un monstruo - Carme Chaparro

19/9/17

No soy un monstruo
Autor: Carme Chaparro
Editorial: Espasa
Páginas: 336
Precio: 18,90 euros

SINOPSIS


Si hay algo peor que una pesadilla es que esa pesadilla se repita. Y entre nuestros peores sueños, los de todos, pocos producen más angustia que un niño desaparezca sin dejar rastro.

Eso es precisamente lo que ocurre al principio de esta novela: en un centro comercial, en medio del bullicio de una tarde de compras, un depredador acecha, eligiendo la presa que está a punto de arrebatar. Esas pocas líneas, esos minutos de espera, serán los últimos instantes de paz para los protagonistas de una historia a la que los calificativos comunes, «trepidante», «imposible de soltar», «sorprendente», le quedan cortos, muy cortos.

Porque lo que hace Carme Chaparro en No soy un monstruo, su primera novela, es llevar al límite a sus personajes y a sus lectores. Y ni ellos ni nosotros saldremos indemnes de esta prueba. Compruébenlo.

Carme Chaparro (Barcelona, 1973) es periodista, con una amplia y consolidada carrera como presentadora y editora en informativos de televisión. Desde hace veinte años está al frente de las principales ediciones informativas del grupo Mediaset, en Informativos Telecinco y Noticias Cuatro, espacios para los que ha cubierto los acontecimientos nacionales e internacionales más destacados de las últimas dos décadas.

Su pasión por la lectura se ha traducido en pasión por escribir. Carme ha compaginado su trabajo en televisión con colaboraciones como columnista para las revistas Yo Dona —en la que tiene un espacio semanal—, GQ y Mujer Hoy. Actualmente también escribe su propio blog en Yahoo. 

No soy un monstruo es su primera novela.

MIS IMPRESIONES


Hoy os vengo a contar mis impresiones de la novela ganadora del Premio Primavera 2017: No soy un monstruo de Carme Chaparro. La buena experiencia con el El desorden que dejas, ganadora en 2016, junto con la sinopsis tan atractiva con la que se presentaba este premio de 2017 fueron motivos más que suficientes para animarme con ella y, aprovechando que la autora estaba firmando ejemplares durante el fin de semana que pasé por la Feria del Libro de Madrid, me vine con él a casa. Hoy os confirmo que su lectura ha cumplido sobradamente mis expectativas. 

No soy un monstruo se inicia con un terrible suceso que capta por completo nuestra atención. Una persona, cuya identidad desconocemos, se encuentra al acecho en un centro comercial. Su objetivo es secuestrar a un niño pequeño y de sus palabras deducimos que no es su primera vez. Un mensaje de whatsapp y unos segundos de despiste son suficientes para que el pequeño Kike desaparezca sin dejar rastro ante la incredulidad de una madre que se derrumba con cada minuto que pasa. A partir de ese momento se encienden todas las alarmas y es imposible parar la presión mediática. 

Resultado de imagen de CENTRO COMERCIAL DE MAJADAHONDASerá la inspectora jefe del Servicio de Atención a la Familia, Ana Áren, quien se haga cargo del caso; una gran profesional para la que encontrar al captor del Kike llega a convertirse en una cuestión personal. Y es que Ana arrastra como una losa un caso sin resolver de similares características; el de otro pequeño, Nicolás, también con cuatro años, que desapareció en el mismo centro comercial dos años atrás. 

Ana Áren compartirá protagonismo con una conocida periodista que cubrirá el suceso. Inés Grau, amiga personal de Ana, es además una exitosa escritora que está documentándose para la que será su segunda novela. Se da, además, la circunstancia de que Inés también cubrió en su día “el caso de Slenderman”, nombre con el que se bautizó al supuesto secuestrador de Nicolás. Ahora todos se preguntan: ¿habrá vuelto Slenderman? ¿es un asesino en serie? ¿habrá más víctimas? Todos los indicios apuntan a que se trata de la misma persona y, mientras la cunde la alarma social entre los padres, comienza para el equipo policial una auténtica carrera contrarreloj en la que cada minuto cuenta. 

Estamos ante un thriller policial que no da tregua. La estructura de la novela, con capítulos en los que se va alternando el protagonista, convierte nuestro paso por sus páginas en un auténtico sprint. El narrador omnisciente que planea por cada uno de los personajes ofreciéndonos diferentes ángulos de los sucesos, a excepción de la primera persona de la que se sirve la periodista, dota de gran dinamismo a la lectura a la vez que amplia nuestro punto de vista de la situación. Y, aunque nos encontramos con un amplio elenco de personajes, son dos mujeres las que tienen el peso fuerte en esta historia: Ana e Inés, que además representan los dos ámbitos en los que se desarrolla la trama: el policial y el de la comunicación. 

Al margen del hecho desencadenante de la trama principal: el secuestro de un pequeño, que es por sí solo un hecho escalofriante y capaz de mantener en vilo al lector, la autora plantea en esta novela temas de máxima actualidad, además de otros tantos que me han resultado sumamente interesantes, como es el caso de la huella digital que detecta el programa NeuroQwerty, una aplicación capaz de analizar la presión que realizamos sobre el teclado de nuestro ordenador para detectar la aparición de enfermedades neurodegenerativas como el Parkinson. Y aunque es cierto, que en algunos casos, la información se repite de forma innecesaria, ha sido tal el ritmo que imprime a la historia y la tensión in crescendo por la que nos conduce, que no han servido para empañar lo más mínimo mis buenas sensaciones de su lectura. 

Como buena comunicadora que es, Carme Chaparro, ha sabido plasmar de forma clara y sencilla en su novela la rapidez con la que hay que moverse el ámbito de la comunicación y la presión que sufren desde dentro los propios periodistas, y que trasladan a los responsables de la investigación, así como la frialdad con la que los más poderosos tratan de dar carpetazo a situaciones espinosas que le pueden costar el puesto, primando la captura de un culpable sobre la captura del auténtico culpable. Todo ello lo hace con un lenguaje sencillo pero cuidado, en una historia llena de giros argumentales que avanza a un muy buen ritmo durante la primera mitad de la novela, llegando a convertirse en endiablado en su recta final. 

En definitiva, No soy un monstruo es un thriller de ritmo vertiginoso que cumple lo que promete: una trama escalofriante, temas de rabiosa actualidad, giros insospechados y un cierre brutal consiguen meterse al lector en el bolsillo. Un estupendo debut para una autora a la que sin duda habrá que seguir muy de cerca. 


Un pequeño descanso

18/9/17

Imagen relacionada

Voy a estar unos días desconectada de la blogosfera. Me quedaban algunas vacaciones pendientes y aprovecharé para hacer una escapada aunque dejo varias entradas programadas para ir dando salida a todo lo acumulado durante el verano. 

En una semanita volveré con pilas recargadas a visitaros a todos. 

Hasta pronto.

7LR (Siete lágrimas rojas) - Juan Miguel de los Rios

15/9/17

7LR (Siete Lágrimas rojas)
Autor: Juan Miguel de los Ríos
Editorial: Ediciones del Genal
Páginas: 472
Precio: 19,60 euros

SINOPSIS


A pocos días de que comience la Semana Santa en Málaga, la Virgen del Rosario, en una parroquia de la barriada malagueña de El Palo, amanece llorando sangre. Horas después, la Virgen de los Remedios, en la iglesia de los Mártires, y la Virgen de la Expiración, en la parroquia de San Pedro, repiten el supuesto milagro. En los cinco días siguientes tres imágenes más aparecerán con el rostro maculado de sangre: la Virgen de la Amargura en la ermita de Zamarrilla, María Santísima de la O en la iglesia de los Mártires, y la Virgen de la Esperanza en su basílica, junto al cauce del río Guadalmedina. El Vaticano enviará a uno de sus hombres en la sombra, un jesuita malagueño llamado Elías, que lleva 30 años sin regresar a su ciudad huyendo de unos sucesos terribles que vivió en su adolescencia. A sus investigaciones se unirán el singular comisario Javier López y una periodista local: Micaela, muy avezada en los reportajes de investigación.La novela transcurre durante los ocho días que dura la Semana Santa, desde el Viernes de Dolores hasta el Domingo de Resurrección. Durante esos ocho días, los tres personajes bucearán en un escenario urbano donde todo girará alrededor de los cuatro millones de fieles que han invadido la ciudad. Viajarán a través de la cruenta historia de la ´quema de conventosö. Lucharán para no perder sus vidas y serán testigos de cómo se comportará la colosal aglomeración de creyentes que invade la urbe guiados por su fe en las Vírgenes milagrosas. Reconciliarán con sus antepasados a un viejo judío salvado del holocausto nazi, y unirán a los dos protagonistas de una hermosa historia de amor rota por los avatares de la Guerra Civil.En esta novela la Fe y la Razón dirimirán sus fuerzas detrás de un propósito: ´Salvar el alma de la ciudad.

JUAN MIGUEL DE LOS RIOS


Resultado de imagen de juan miguel de los ríosMálaga, 1971. Es ingeniero informático por la Universidad de Málaga. Actualmente reparte su trabajo entre su profesión como Ingeniero y director de su empresa de software, y la escritura.

Es autor de tres novelas: El mar no puede morir (2006) donde se nos narra una historia sobre la búsqueda de la auténtica felicidad, construido sobre los poemas de Manuel Alcántara e hilado como un relato de intriga y misterio. En cuando suenas las palabras (2010) se nos describe una historia sobre el sentido de la existencia, conducida a partir del naufragio del barco alemán Gneisenau que aconteció en diciembre de 1900, en la bahía de Málaga.

Con su tercera novela, 7LR (Siete Lágrimas Rojas), quedó 4º finalista en la edición de los Premios Planeta 2016.

MIS IMPRESIONES


Hay veces que buscamos un libro por una portada, una nota de prensa o porque el autor nos han convencido con una buena historia anterior. 7LR (Siete Lágrimas Rojas), 4ª Finalista Premio Planeta 2016 llegó a mi por casualidad. Una trama más que atractiva y ambientada en mi ciudad fueron motivos suficientes para decantarme por su lectura. Como ya comentaba en su día Juan Eslava Galán, miembro del jurado, “7LR (Siete Lágrimas Rojas) es una intriga trepidante al estilo del Código da Vinci, solo que está muy bien escrita”. Os cuento mis impresiones.

Cuando el padre Fabián, párroco de la iglesia de Nuestra Sra. De las Angustias, en la barriada malagueña de El Palo, descubre en su visita matinal el rostro de la Virgen del Rosario maculado de sangre no da crédito a lo que ven sus ojos.  Aunque informará rápidamente al obispo de Málaga de tan extraordinario  suceso, nada podrá evitar que la noticia se extienda como la pólvora y la muchedumbre se amontone a las puertas del templo.

La alcaldesa de Málaga informada por uno de sus concejales  en la zona, contactará rápidamente con el obispo para tratar de buscar una explicación lógica al asunto. Sin embargo, todo se complica cuando en el obispado se suceden las llamadas anunciando que en la iglesia de los Mártires y San Pedro, la Virgen de los Remedios y la Expiración presentan signos similares. En los cinco días siguientes tres vírgenes más aparecerán llorando sangre: la virgen de la Amargura en la ermita de la Zamarrilla, María Santísima de la O en la Iglesia de los Mártires y la Virgen de la Esperanza en su Basílica.

Resultado de imagen de catedral de málagaFaltan apenas unos días para que de comienzo una de las semanas grandes de Málaga: su Semana Santa, pero poco se puede hacer para los periódicos de todo el mundo se hagan eco de la noticia y más de cuatro millones de peregrinos lleguen en avalancha, inundando las calles de la capital ante lo que los fieles consideran un milagro o una señal.  La alcaldesa y el obispo dispuestos a tomar cartas en el asunto contactarán con el Vaticano. Se hace necesario tomar medidas urgentes; proporcionar una explicación, si no científica al menos satisfactoria para todos. Serán el padre Elías, un jesuita malagueño enviado desde el Vaticano, junto al comisario Javier López y Micaela, una sagaz periodista, los que inicien una apasionante investigación que nos llevará muchos años atrás, al año 1931, cuando unos cruentos sucesos conmocionaron a la ciudad con la “quema de conventos”.    

Recuerdo que aquella noche pareció hacerse de día. La luz lo quemó todo y el siguiente día se convirtió en la primera de infinitas noches. Ese es el recuerdo que me queda de aquello, el que perdura en mi mente y se me ancla en el alma con un dolor que me quiebra. A veces, en las madrugadas, suspiro para que ningún despertar me revele que todo ese dolor es real. 
... 
No recuerdo muy bien cómo empezó todo ni de qué manera, cómo llegamos a tomar decisiones más cercanas a la demencia que a la sensatez...

7LR (Siete Lágrimas Rojas) es una novela aparentemente sencilla: doce capítulos de larga extensión a cargo de un narrador omnisciente en los que, a excepción de los dos que actúan a modo de prólogo y presentación de personajes junto del capítulo final que sirve de epílogo, nos iremos moviendo a lo largo de ocho días de la Semana Santa: desde el Viernes Dolores hasta el Sábado Santo. Sin embargo, apenas ahondamos un poco intuimos la gran labor documental que esconden sus páginas y en las que sobre todo se pone de manifiesto la pericia del autor para hilar una historia que combina grandes dosis de intriga “in crescendo” con una trama de ficción histórica que consigue enganchar al lector desde el primer capítulo sin lastrar en modo alguno la lectura con detalles superfluos.

Resultado de imagen de quema de conventos en málaga 1931Esta sencillez solo aparente nos adentra en una trama que atrapa por la fuerza de sus personajes y se desdobla en dos hilos temporales que se irán alternando: el primero nos mueve en la actualidad, y en él no solo encontraremos una historia cargada de intriga cuyo objetivo es descubrir que se esconde detrás de esas lágrimas de sangre, sino que la vida de los propios investigadores también encierra secretos que nos mantendrán en vilo durante la lectura y se nos irá desgranando a través de pequeños flashbacks al pasado; el segundo, con un fuerte componente histórico, nos traslada hasta el siglo XX, concretamente a los años treinta, centrándose en la ola de violencia anticlerical acaecida en mayo de 1931 en la ciudad de Málaga, pocas semanas después de la proclamación de la Segunda República. Un hilo que me ha resultado especialmente interesante e instructivo, presentándonos no solo un claro mapa de la inestabilidad social y política reinante sino que nos da a conocer infinidad de rincones y curiosidades de la capital, además de pasearnos por lo más granado de la sociedad malagueña de la época: los Larios, Los Huelin y otros tantos literatos de renombre.

Un narrador omnisciente será el encargado de conducirnos por una novela que combina ficción e historia y a la que el autor imprime un sello muy personal. Una prosa cuidada y elegante y un estilo fluido que agiliza la lectura son algunas de las bazas con las que cuenta esta trama, cuyas páginas están además salpicadas de pequeñas pinceladas de ironía que  arrancarán sonrisas y alguna que otra carcajada al lector. Otro de sus puntos fuertes son precisamente los personajes tan reales que dibuja y de los que no voy a entrar detalles porque en esta ocasión considero que es mejor enfrentarnos en blanco a ellos e ir descubriéndolos. No obstante, sería imposible no mencionar a algunos que me han resultado realmente entrañables como el padre  Ugarte o Elías. Destacar también el importante papel que desempeñan las mujeres dentro de la historia: Inés, en el pasado, es una mujer transgresora que nos llevará a vivir momentos realmente emocionantes. Micaela, en el presente, es también digna de mención: por camaleónica, por sus imperfecciones y por su desparpajo.

7LR (Siete Lágrimas Rojas) ha resultado una excelente lectura, una historia muy del estilo de Dan Brown, pero con identidad propia y sabor andaluz. Una historia llena de luz que huele a mar, a cera, a incienso y a Semana Santa, pero a la vez esta Semana Santa no es más que un marco temporal elegido para ambientar la novela. Una trama de ritmo trepidante, muy bien sostenida y desarrollada, que se gana al lector con sus personajes y que combina ingredientes suficientes (intriga, misterio, historia, amor, literatura…) como para hacerla atractiva a un amplio abanico de lectores. Sin duda, una grata sorpresa y una pluma a la que habrá que seguir de cerca.

Más allá del invierno - Isabel Allende

14/9/17

Más allá del invierno de [Allende, Isabel]
Más allá del invierno 
Autora: Isabel Allende
Editorial: Plaza&Janés
Páginas: 352 euros
Precio:22,90 euros

SINOPSIS


Isabel Allende parte de la célebre cita de Albert Camus -«en medio del invierno aprendí por fin que había en mí un verano invencible»- para urdir una trama que presenta la geografía humana de unos personajes propios de la América de hoy que se hallan «en el más profundo invierno de sus vidas»: una chilena, una joven guatemalteca ilegal y un maduro norteamericano. Los tres sobreviven a un terrible temporal de nieve que cae en pleno invierno sobre Nueva York y acaban aprendiendo que más allá del invierno hay sitio para el amor inesperado y para el verano invencible que siempre ofrece la vida cuando menos se espera.

Más allá del invierno es una de las historias más personales de Isabel Allende: una obra absolutamente actual que aborda la realidad de la emigración y la identidad de la América de hoy a través de unos personajes que encuentran la esperanza en el amor y en las segundas oportunidades.

ISABEL ALLENDE


Nació en Lima mientras su padre se desempeñaba como embajador de Chile en Perú. Sus padres se separaron en 1945, su madre retornaba a Chile con ella y sus dos hermanos donde vivió hasta 1953.

Entre 1953 y 1958, su familia residió sucesivamente en Bolivia y Beirut (Líbano). En Bolivia frecuentó una escuela estadounidense y en Beirut estudio en un colegio privado inglés. En 1958 retornó a Chile y se reencontró con Miguel Frías, con quien contrajo matrimonio en 1962.

Desde 1959 hasta 1965 trabajó en la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) en Santiago de Chile. En 1963 nació su hija Paula. Los años siguientes pasó largas temporadas en Europa, residiendo especialmente en Bruselas y Suiza. De retorno a Chile en 1966, nació su hijo Nicolás.

A partir de 1967 tomó parte en la redacción de la revista Paula, al tiempo que publicó artículos sobre diversos temas. Posteriormente realizó diversas colaboraciones para la revista infantil Mampato y publicó dos cuentos para niños La abuela Panchita y Lauchas y lauchones y una colección de artículos titulada Civilice a su troglodita; además trabajó en dos canales de televisión chilenos.

En 1973 estrenó su obra de teatro El embajador. Ese mismo año, se produjo el golpe de Estado encabezado por el general Pinochet, en el que murió su tío. En 1975 se autoexilió con su familia a Venezuela. Allí permaneció 13 años trabajando en el diario El Nacional de Caracas y en una escuela secundaria hasta 1982, y publicó su primera obra teatral La casa de los siete espejos (1975).

En 1981, teniendo su abuelo 99 años y estando el mismo a las puertas de la muerte, comenzó a escribirle una carta que se convirtió en un manuscrito. La casa de los espíritus (1982), su primera novela y, su obra más conocida. Ésta suscitó un gran interés y más tarde fue adaptada al cine (por Bille August) y al teatro.

En 1984, publicó De amor y de sombra, la que rápidamente se convirtió en otro gran éxito y que también fue llevada al cine. Los viajes constantes que emprendió promocionando sus libros hicieron que su matrimonio con Frías llegara a término. Divorciada de su marido, se casó con Willie Gordon el 7 de julio de 1988 en San Francisco.

En 1988, concurrió a votar en el plebiscito que hizo dimitir al General Pinochet. En 1990, con el retorno de la democracia en Chile, fue distinguida con el premio Gabriela Mistral por el presidente Patricio Aylwin. Tras la muerte de su hija Paula, Allende publicó el libro de memorias Paula (1994). Éste está escrito en forma de carta dirigida a su hija, cuando ésta se encontraba en coma en un hospital de Madrid. Son una memoria de sus años de niñez y de exilio. Paula murió de porfiria en 1992.

Actualmente reside en San Rafael (California). Ha sido distinguida en la Academia de Artes y Letras de Estados Unidos.

MIS IMPRESIONES


De Isabel Allende he leído varias novelas y aunque algunas me cautivaron por completo otras me alejaron durante un tiempo de la autora. La temática que abordaba Más allá del invierno me pareció motivo suficiente para acercarme de nuevo a esta versátil escritora. 

Nos situamos en un edificio de Brooklynn, en la actualidad, para conocer a Richard Bowmaster, su propietario; un sesentón metódico y solitario, que vive instalado en su rutina junto a sus cuatro gatos. Richard, que trabaja como profesor universitario, es un hombre de costumbres inalterables y poco dado a arriesgar. Todo cambiará para él cuando uno de sus gatos enferme y tenga que coger el coche para llevarlo al veterinario, desafiando al impresionante temporal de nieve que azota la ciudad. En medio de estas adversas condiciones climáticas, el coche de Richard colisionará con el de una joven guatemalteca, Evelyn, que ha cogido el coche de su jefe sin permiso de este. Ante el temor a las represalias, la joven indocumentada no duda en presentarse en el domicilio de Richard, que le entregó un tarjeta tras el accidente, para pedirle ayuda. 

Lucía Maraz es una chilena madura que se encuentra temporalmente en Nueva York por motivos laborales. Compañera de Richard en la universidad e inquilina de un apartamento en el sótano del mismo edificio donde reside este, el desparpajo y la frescura con que Lucía se enfrenta a cualquier circunstancia harán que Richard decida acudir a ella para que le eche una mano con la joven guatemalteca, que se ha presentado en su domicilio y habla de una forma tan atropellada que casi no entiende. La chilena, que bebe los vientos por Richard, conocedora las dificultades de los inmigrantes en el país, no dudará en hacer cuanto esté en su mano para auxiliar a la joven. La situación se complicará de manera considerable para este trío tan dispar cuando descubran que en el maletero del automóvil que conduce Evelyn hay un cadáver. 

La protección de Evelyn llevará a estos tres personajes a emprender un viaje que supondrá un punto de inflexión en sus vidas; una aventura, desde mi punto de vista, un tanto rocambolesca, con la que Allende da inicio a una novela en la que, alternando presente y pasado, va construyendo el perfil de tres personas a través de las que conoceremos con detalle la realidad pasada y presente del continente americano. Y digo un tanto rocambolesca porque, aunque en esta historia he encontrado momentos inolvidables y sumamente interesantes, la causa común que une a estos tres protagonistas y sirve de hilo conductor de la novela me ha resultado menos creíble.

La difícil situación de los inmigrantes en los EE.UU, el largo peregrinaje que tienen que afrontar miles de emigrantes sudamericanos hasta llegar a la tierra de las oportunidades; un lugar donde siguen siendo ciudadanos de segunda o cómo cambió la vida en Chile tras el derrocamiento de Salvador Allende y la entrada en escena de Augusto Pinochet serán algunos de los temas que tienen cabida entre las páginas de esta novela. También habrá lugar para diferentes tipos de amor : el primero, el de la edad adulta, el amor maduro; o para la violencia, conociendo muy de cerca el funcionamiento de las pandillas en Latinoamérica.

Todos estos temas los plantea la autora a través de unos personajes muy reales, llenos de claroscuros y que van evolucionando de forma coherente con los acontecimientos que viven. No todos nos resultarán igual de amables: Richard, por ejemplo, aunque poco a poco he podido entender su forma de actuar, me ha llegado a exasperar con su hipocondría y su constante pesadumbre. Sin embargo, es imposible no empatizar con el carácter alegre y decidido de Lucía, la inocencia de Evelyn o con la generosidad de que hacen gala las dos protagonistas femeninas, pese a las múltiples dificultades que han tenido que salvar; dos mujeres que parecen llevar tatuado a fuego esa cita de Albert Camus que da inicio la novela: “en medio del invierno aprendí por fin que había en mí un verano invencible”.

En resumen, Más allá del invierno es una novela de personajes, un canto a la esperanza a través del que Isabel Allende realiza un retrato de emigración en el continente americano; una historia que nos invita a buscar nuestra propia felicidad y no dejarnos vencer por las piedras del camino.

La noche que no paró de llover - Laura Castañón

13/9/17

La noche que no paró de llover
Autor: Laura Castañón
Editorial: Destino
Páginas: 512
Precio: 20,90 euros


SINOPSIS


Valeria Santaclara necesita reunir la fuerza necesaria para abrir un sobre cerrado que está en su poder desde hace años y en cuyo exterior alguien ha escrito «El perdón». Para ello, y no por casualidad, acude a la consulta de la psicóloga Laia Vallverdú, quien a través de las sesiones de terapia la ayudará a recomponer el puzle de su existencia desde la infancia acomodada en el Gijón burgués de finales de los años 20, la relación conflictiva con su hermana, las circunstancias históricas de un tiempo convulso, y la culpa que vive en el fondo de su ser y cuya naturaleza última no es capaz de confesarse. 

La noche que no paró de llover explora desde una triple vertiente los mecanismos del mal: el infligido de forma deliberada, el que jamás imaginaríamos haber causado y el que creímos ocasionar y que no fue tal. A través de la historia de Valeria Santaclara y de las vidas que se cruzan en ella, se van trenzando los destinos de todos los personajes, con el poder de la palabra como elemento redentor, y con la ciudad de Gijón como telón de fondo. Una novela sobre el mal, la culpa y la redención, y sus efectos sobre la vida de unos personajes náufragos en su propia memoria, en el marco histórico de los últimos cien años.

LAURA CASTAÑÓN


Resultado de imagen de LAURA CASTAÑONEs una escritora asturiana nacida en Revanllines (Santa Cruz de Mieres) en 1961. Desde mediados de los años ochenta dirige talleres literarios y programas de animación a la lectura, e imparte cursos de Creación Literaria, Literatura y Comunicación. También ha trabajado en radio y en televisión, ha sido jefa de prensa y ha desarrollado labores de programación cultural y comunicación empresarial. En 2013 publicó su primera novela, Dejar las cosas en sus días (Alfaguara, 2013) una historia que entrelaza las vidas e historias de varios personajes y se sitúa en la mejor tradición de las sagas familiares. La noche que no paró de llover es su segunda novela.

MIS IMPRESIONES



Las buenas vibraciones en ocasiones nos la juegan. No ha sido este el caso. Una portada preciosa, una autora entrañable, una dedicatoria maravillosa y unas expectativas altísimas se han visto más que compensadas con esta historia, que formará parte de mis mejores lecturas del año. 

Cuando el destino puso a Enma en el camino de Laia, una catalana afincada en Madrid, jamás podía imaginar que terminaría viviendo en Gijón, una ciudad a cuyo clima no es fácil adaptarse. Pero el corazón tienes motivos que la razón no entiende, y Laia Valverdú decide ir tras Enma y asentarse junto a ella en Gijón. Allí, en un antiguo edificio restaurado, montará su consulta de psicología y conocerá a Valeria Santaclara, su primera paciente: una octogenaria que, mucho tiempo atrás, vivió en esa misma dirección y que decide aprovechar las sesiones con Laia para reunir las fuerzas necesarias con las que abrir un sobre que le dejó su hermana Gadea antes de fallecer y en el que reza “El perdón”; ese sobre que lleva con ella la friolera de dieciocho años. 

Valeria Santaclara es una mujer acostumbrada a tenerlo todo, una gijonense de buena cuna, que aun a sus años disfruta marcando la diferencia. Apodada por sus compañeros de residencia como “La Marquesa” por el estatus que ostenta incluso entre aquellos muros, ocupando dos habitaciones que ha decorado con sus propios muebles, mantiene a sus años una figura envidiable, y sus martes, el día que acude a la consulta de Laia, transcurren entre compras, sesiones de peluquería y largos paseos por El Muro. Pero Valeria es una mujer encorsetada, pura fachada y poco a poco esas sesiones con su terapeuta irán derribando muros y acercándonos a su esencia. 


Imagen relacionadaLa noche que no paró de llover es una preciosa novela intimista que nos invita a una lectura sosegada en la que también habrá lugar para las sorpresas y algún que otro giro inesperado. En lo del ritmo, insisto: si tienes prisa, no es el momento de emprender esta lectura. Una novela rica en personajes: tan bien matizados, tan llenos de vida, de luces y sombras, de ilusión, de miedos...que es imposible no dejarse arrollar por ellos. Cada cual se nos va desvelando con la debida mesura y, pese al ritmo pausado, la tensión está más que mantenida. De hecho, va in crescendo, meciendo al lector con esa prosa tan cuidada y envolvente de la que hace uso la autora para explorar temas como los celos, la culpa, el perdón, la soledad, la maternidad o el amor en sus infinitas manifestaciones. De esto último, del amor, encontraremos mucho aquí: puro, incondicional, desinteresado y generoso. Pero también encierran sus páginas mucha maldad y dolor, y es curioso porque está tan bien conjugado que cierras el libro queriendo más. 

Varios narradores, en tercera y primera persona, se irán alternando para ir desgranando la historia de cuatro mujeres: Laia y Enma, Valeria Santaclara y Feli. Siempre existen favoritos; los míos: Enma y Valeria. Enma, la pareja de Laia, ha arrastrado a esta última hasta Gijón, su ciudad natal, y quiere que el nuevo hogar de ambas sea perfecto. Es dulce, insegura, espontánea, divertida, generosa, en ocasiones caótica y, por encima de todo, maravillosa. Ella, en primera persona, a través de un diario nos irá contando como transcurre su relación con Laia, cómo se enfrenta a su nueva condición sexual y cómo encaja todo esto en su entorno. Lo hará sin pauta alguna, con la misma frescura y naturalidad que lo siente, despertando nuestra sonrisa o conmoviéndonos con el torbellino de emociones que derrama. Laia es su contrapunto: más racional, más comedida, más culta y más hermética, aunque también aporta mucho juego a la historia. Valeria no se va a caracterizar por despertar simpatías en el lector, todo lo contrario. Sin embargo, es un personaje muy potente ante el que nadie permanece impasible: una mujer altiva, clasista y acostumbrada a jugar a caballo ganador, que nos irá contando su historia al tiempo que conocemos la vida de una familia de clase alta desde el Gijón de la Segunda República hasta nuestros días. Por último, entra en escena Feli, una aspirante a escritora que trabaja como limpiadora en la residencia de Valeria y que, a ratos, sueña con una vida mejor. Quizá su historia ha sido la que menos me ha gustado o queda en un segundo plano frente a la fuerza de las relativas a Valeria, Laia y Enma. 

Una novela inolvidable con un plantel de lujo donde Gijón se convierte en uno más de los personajes; una historia que nos hará reflexionar y nos invita a tomar las riendas de nuestra vida y a disfrutar cada momento, porque solo nosotros somos dueños de nuestra felicidad. 


Sorteos reunidos

12/9/17

Una entrada muy cortita para informaros de algunos sorteos en los que participo con motivo del 5º aniversario del blog de Manuela de Entre mis libros y yo. Ella anda tirando la casa por la ventana y yo voy a ponerme debajo del balcón a ver si pesco algo.


  • Dos ejemplares en papel de Una columna de fuego de Ken Follet. Bases 


  • Celeste 65 de José C. Vales. Bases

  • Todos los días son nuestros de Catalina Aguilar Mastretta. Bases

  • Hoy aún estamos vivos y Me llamo Lucy Barton. Bases
  • Pandemia de Franck Thilliez. Bases


La mala hierba - Agustín Martínez

11/9/17

La mala hierba
Autor: Agustín Martínez
Editorial: Plaza & Janés
Páginas: 416
Precio: 17,90 euros

SINOPSIS


Nada crece sano en esta tierra enferma. 
Pero la verdad siempre resurge, como la mala hierba.

Tras perder su empleo, Jacobo se ve obligado empezar una nueva vida junto a Irene, su esposa, y Miriam, la hija adolescente de ambos, en las afueras de Portocarrero, un pueblo en pleno desierto de Almería donde no crece nada salvo la mala hierba. Jamás pensó que el tiempo que pasan allí podía terminar de forma tan dramática: unos desconocidos irrumpen en su viejo cortijo. Irene es asesinada. Jacobo, herido, cae en coma.

Sin embargo, el infierno no ha hecho más que empezar. Meses después, cuando Jacobo despierta, la Guardia Civil le pone al tanto de los avances en la investigación. Tienen a un culpable. Al responsable que ordenó su asesinato. Y no es otro que su propia hija de catorce años: Miriam.

Con la ayuda de Nora, la singular abogada de Miriam, que cree firmemente en la inocencia de su cliente, Jacobo intentará descubrir qué sucedió realmente esa noche. Pero a medida que avanza la investigación, saldrán a la luz nuevos interrogantes que afectan a la cerrada comunidad de Portocarrero, donde nadie parece inocente.

Con sus novelas traducidas en más de diez países, entre ellos Reino Unido, Alemania, Francia e Italia, Agustín Martínez se ha convertido ya en una de las mejores voces del thriller internacional.


AGUSTIN MARTÍNEZ

megustaleer - Agustín Martínez
Nació en Lorca, Murcia, en 1975. Licenciado en Imagen y Sonido en la Universidad Complutense de Madrid, inició su carrera profesional en la publicidad, pero pronto se cruzó en su camino la escritura de guiones de ficción. A lo largo de dieciocho años ha participado en numerosas series de televisión y programas de radio. Trabajos que han sido reconocidos con diversos premios.

Su primera novela, Monteperdido, supuso un deslumbrante debut con excelentes críticas aquí y en el extranjero. Los derechos se han vendido a más de diez países, incluyendo Francia (Actes du Sud), Alemania (Fisher), Italia (Rizzoli) y Reino Unido (Hachette). La mala hierba también se está traduciendo ya al alemán y al italiano.


MIS IMPRESIONES


Cada día resulta más difícil entre tanta novedad editorial llegar a una lectura que nos sacuda, sorprenda y pegue a sus páginas tal y como prometen esas maravillosas fajas que no dudan en calificar, una y otra vez, cada nueva publicación como el thriller del año. Quizá por eso me resistí a esta historia sin motivo. Las opiniones de los lectores vencieron mi resistencia y, una vez llegó a mí en forma de regalo de Eyra, del blog Cosas mías, me precipité a leerla. No puedo más que sumarme a la opinión favorable de tantos otros lectores. La mala hierba será una de mis mejores lecturas del año. 

El día en que Jacobo perdió su trabajo, un buen trabajo que le permitía vivir junto a su familia de forma más que desahogada, fue el principio del fin. Sin más ingresos con los que sustentar la unidad familiar, y con unas deudas que no tardarían en asfixiarlos, no tendrá más remedio que trasladarse junto a Irene, su mujer, y Miriam, su hija de trece años, a Portocarrero, una pequeña población almeriense donde se ubica un cortijo abandonado que Irene recibió en herencia a la muerte de sus padres y cuya propiedad comparte junto a su hermano Alberto, que también vive en esta localidad. 

El destino parece empeñado en cebarse con esta familia. Una noche, mientras Miriam está ausente en casa de una amiga, el cortijo es asaltado por unos individuos armados que disparan al matrimonio: Irene muere en el acto; Jacobo caerá gravemente herido y permanecerá en estado de coma unos meses. Cuando por fin despierta, apenas recuerda lo que sucedió y será la visita de la Guardia Civil la que le ponga en antecedentes de la gravedad de la situación: todo apunta a que su hija Miriam, recluida en un centro de menores, contrató a unos sicarios para acabar con la vida de sus padres

Desconcierto, desconfianza, rabia, incredulidad y desolación son algunos de los sentimientos que embargan a Jacobo. Se encuentra perdido, mermado físicamente y no puede dar crédito a la situación,. Sin embargo, nadie en Portocarrero parece dudar de culpabilidad de Miriam. Tan solo Nora, una abogada de tres al cuarto, parece apostar por su inocencia. Jacobo es un mar de dudas, pero se aferrará a la defensa de la abogada a fin de no enfrentarse al horror de la otra teoría, la que le obligaría a pensar que ha criado un monstruo. Ambos iniciarán una investigación demasiado incómoda para la apacible vida de los habitantes de Portocarrero. 

Brutal sería la palabra con la que calificaría este thriller psicológico, desde mi punto de vista, redondo; una historia en la que se abordan temas de nuestro día a día: las consecuencias de la crisis en la sociedad y su incidencia en el ámbito familiar, la presión social en un entorno rural aislado o las complejidad de las relaciones familiares en situaciones extremas. Todo ello en una lectura que, si bien arranca fuerte, sigue creciendo hasta tal límite que llega a entumecer cada uno de nuestros músculos. 

Resultado de imagen de paisaje desértico de almeríaEl escenario en el que se desarrolla es sencillamente desolador. Con unas descripciones precisas, pero sin caer en el exceso, el autor logra crear una atmósfera claustrofóbica de la que parece imposible escapar, y todo ello pese a encontrarnos en un espacio abierto. Sentiremos la aridez de esta tierra y hasta visualizaremos ese cortijo en pésimo estado de conservación destinado a ser el nuevo hogar de la familia de Jacobo. Allí, junto al desierto de Tabernas, en medio de la nada, no hay más que polvo, piedras, soledad y un silencio engañoso, porque en Portocarrero, como en cualquier lugar, también existen secretos que todos se empeñan en ocultar. 

Y si buena es la ambientación, no lo es menos el elenco de personajes, todos ellos muy logrados, que dan vida a esta novela coral en la que Miriam, Jacobo y Nora nos irán conduciendo por una historia que se sirve de varios narradores, en primera y tercera persona para avanzar y retroceder a través de recuerdos o de conversaciones de whatsapp, a medida que va desenredando una compleja maraña. Me ha gustado mucho la forma en que el autor dibuja las consecuencias de la crisis en esta familia: esa tensión que crea en la pareja y ese malestar familiar general; una situación que, si ya de por sí es tremenda en los adultos, en una adolescente supone casi una mutilación. También la forma en la que las nuevas tecnologías se hacen imprescindibles en los jóvenes hasta el punto de condicionar su autoestima e incluso sus relaciones sociales. 

En definitiva, La mala hierba es un thriller psicológico absolutamente recomendable. Una historia demoledora, llena de tensión, en un escenario poco común y con unos personajes magníficamente trazados a nivel psicológico que escarba en lo más profundo del ser humano y nos hará replantearnos hasta donde seríamos capaces de llegar en una situación límite. 

Llegará la lluvia - Mikel Alvira

7/9/17

Llegará la lluvia
Autor: Mikel Alvira
Editorial: Ttartalo
Páginas: 368
Precio: 21,85 euros

SINOPSIS


Amor consciente, amor prohibido, amores cobardes y falsos amores. El verano irrumpe en el faro de Santa Elena y lleva a sus gentes a abrir de par en par el muestrario de emociones. En mil novecientos diez, Fernando Uribe, un hombre visionario y enérgico, tendrá la posibilidad de cumplir la ilusión de su vida, montar en avión, ocultando a sus allegados el terrible secreto que acarrea. Setenta años después, su nieto Nando, que ha convertido la casa familiar en un modesto hotel, recibirá la visita de unos clientes ingleses, los Islington, al tiempo que se reinventa la vida lejos de Martina, su novia. En el pueblo, todos intentarán vivir con honestidad aunque todos tengan algo que esconder; al fin y al cabo, la vida es un juego de máscaras. Con un tono ágil y directo, Mikel Alvira desarrolla dos historias que se nutren mutuamente, ofreciendo una novela repleta de sorpresas, acción y ternura.


MIKEL ALVIRA


Inquieto creador multidisciplinar, alterna la producción literaria con las manifestaciones plásticas y la redacción de guiones.

Ha publicado varios ensayos, poemarios y novelas, entre estas últimas el best seller El silencio de las hayas.

“Soy escritor y todo cuanto hago tiene que ver con lo que escribo. Si tuviera que resumir mi perfil, diría que no sé no escribir.”

Obra publicada: Es tan complicado recoger aquí la obra del autor, que adjunto un enlace a su página donde podréis conocer un poco más de cada una de sus publicaciones: http://www.mikelalvira.com/


MIS IMPRESIONES


Dicen que a la tercera va la vencida y ya van tres: La novela de Rebeca, El silencio de las hayas y esta  que traigo hoy. Llega el momento en que el escritor se gana a un lector para siempre y este último espera nuevas publicaciones con la certeza de que le aguarda algo bueno por descubrir. Os cuento mis impresiones de Llegará la lluvia.

El faro de Santa Elena ha sido testigo mudo de mucho amor y dolor en la familia Uribe. El que en su día fuera el hogar de Rosario y Fernando Uribe hoy luce reconvertido en un pequeño hotel, que proporciona alojamiento y paz a los turistas que acaban recalando por la Costa Vasca en los años ochenta. Al frente de su explotación se encuentra Nando, el nieto de Fernando y Rosario, que trata de superar la ausencia de Martina entre versos y la compañía de sus amigos; una ausencia de la que nadie habla, pero que duele. Duele mucho. Y es que Martina ha desaparecido de la noche a la mañana, sin dar explicación alguna y sin que nadie tenga pista alguna sobre su paradero. Allí llegarán también los Islington, un matrimonio británico: Brenda en busca de un poco de descanso y su marido para realizar unos estudio de antropología sobre ritos funerarios. 

Resultado de imagen de faro en el pais vasco 1900Con estos mimbres, Alvira teje una novela de personajes en la que dos historias, separadas por setenta años, se trenzan y avanzan con una cronología lineal para hablarnos del amor en el más amplio sentido de la palabra, las relaciones de pareja, la amistad, el destino, el miedo, los sueños o la diferencia de clases, entre otros. Dos personajes: abuelo y nieto enfrentarán momentos difíciles a lo largo de dos veranos: Fernado Uribe, en mil novecientos diez; su nieto Nando, setenta años después. 

Reencontrarse con la prosa de Alvira es siempre una delicia. La elegancia con la que conduce al lector por las páginas unida al lirismo de su prosa y ese toque de humanidad con el que reviste a sus personajes hace que nos empapemos de ellos y traspasen el papel. No es esta una historia vertiginosa sino una narración intimista en la que prosa y poesía se fusionan en una historia que desprende ternura. Será un narrador omnisciente en presente el que nos llevará a explorar los sentimientos que mueven a las personas, sus miserias, sus miedos y algunos de sus secretos más inconfesables. Sin embargo, y quizá ahí resida el encanto de la historia y lo que la hace tan viva, en ella no todo es color de rosa sino que también habrá lugar para las sorpresas, dificultades y los reveses de la vida. 

Son muchos los protagonistas de estos dos hilos que se van alternando: en el más antiguo conocemos a Fernando Uribe, un hombre que tendrá que hacer frente a una terrible situación y lo hará ocultando a todos un gran secreto. Para mí es el personaje diez de la novela por esa forma tan ejemplar con la que sabe lidiar ante cuantas adversidades se le presentan. Su buen hacer, su cariño, su ilusión, su saber estar y la generosidad de que hace gala con cuantos le rodean o se cruzan en su camino lo convierten en uno de esos protagonistas con los que rápidamente empatizas, permanecen vivos con la historia y te hacen reflexionar sobre la forma en que nos enfrentamos a la vida; en el hilo actual y “de tal palo tal astilla” encontramos a Nando, el nieto de Fernando Uribe, un chico que, pese a no estar pasando por su mejor momento, transmite a sus invitados el mismo sosiego que parece desprender el faro en el que habita. Dentro de los secundarios, cabría destacar al matrimonio de los Islington, un matrimonio con el que se abordan las relaciones de pareja. 

Imposible no hacer alusión a ese faro de Santa Elena que se convierte en un personaje más de la novela o a esas reflexiones con las que se encabezan los diez capítulos numerados y de mediana extensión que componen esta novela.

Volar es algo más que elevarse del suelo. Para algunos, para los que somos complejos, puede ser viajar hacia adentro.

Para vivir la vida que queremos vivir, en ocasiones hay que aligerar la maleta.

Lo que hace que la vida merezca la pena es lo que me susurras al oído. Poco más.

En resumen, Llegará la lluvia es una preciosa novela en la que Alvira explora las relaciones humanas y nos habla de la importancia de la ilusión y el amor como hilos conductores de nuestra vida. Una novela que invita a la reflexión y está plagada de perlas a las que volver una y otra vez.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...