Bookeando

con MªÁngeles

Esta semana leo #21-2019

20/5/19

Mi ritmo lector está de capa caída últimamente, así que vengo arrastrando lecturas de la semana anterior. Comienzo metida de lleno en la lectura de Antes de los años terribles de Víctor del Árbol, una novela que me tiene completamente atrapada. A lo largo de estos días, conforme vayan llegando los ejemplares que faltan, comenzaremos la lectura conjunta de La fragilidad del crisantemo de José Vicente Alfaro.


Y, vosotros, ¿qué leéis?


Despiértame cuando acabe septiembre - Mónica Rouanet

17/5/19

El rastro de un joven español se esfuma por el sur de Inglaterra tras dejar un mensaje de socorro en el teléfono móvil de su madre. Ella, que apenas ha abandonado su pequeño pueblo en contadas ocasiones, decide ir en su busca. Hace un año, su marido desapareció en las tranquilas aguas de la Albufera y no está dispuesta a vivir de nuevo una angustia como aquella. 
La Guardia Civil encontró la barca de Antonio abandonada a la deriva, con manchas de sangre sobre sus tablas. Amparo está convencida de que murió, pero las malas lenguas que recorren el pueblo rumorean otras cosas. Una vez en Inglaterra, Amparo descubre que su marido puede continuar con vida, ser el causante de la muerte de una mujer y estar involucrado en una sórdida trama repleta de intrigas.


MIS IMPRESIONES


Donde las calles no tienen nombres fue una de esas novelas que pareció convencer a todos cuantos he consultado. A mí me dejó con mucha curiosidad por conocer a Mónica Rouanet y la oportunidad ha venido de la mano de su nueva novela, Despiértame cuando acabe septiembre. Os cuento qué me ha parecido.

Un año hace ya de la desaparición de Antonio y una barca a la deriva con un rastro de sangre es el único dato que Amparo, una mujer de familia humilde de la Albufera, tiene acerca de la desaparición de su marido, al que parece habérselo tragado la tierra. Mientras, ella no solo ha tenido que seguir adelante con su dolor sino también aguantar las consecuencias de vivir en un lugar pequeño donde las habladurías se expanden como la espuma. Pero eso no es algo nuevo; lo ha sufrido desde niña. Ahora, un mensaje de su hijo Toñete, pidiéndole ayuda hará que esta mujer de poco mundo tenga sacar fuerzas de flaqueza y volar al sur de Inglaterra en su busca. Allí le aguardarán un montón de sorpresas inesperadas, entre ellas, la posibilidad de que su marido esté vivo e implicado en la muerte de una mujer y ciertos negocios de lo más oscuros.

Despiértame cuando acabe septiembre es una novela de corte intimista que se combina con una misteriosa desaparición, y en la que una mujer se ve acuciada a la búsqueda de su hijo, teniendo que erigirse en investigadora para dar con su paradero. Una trama, en apariencia simple, que va tornando en una sórdida historia llena de secretos enterrados. Una historia a la que aun teniendo mimbres, creo que no se les ha sacado suficiente partido. Me ha faltado cierta garra, y es que aun considerando que la trama en sí es buena, y la lectura es ágil, que no rápida, creo que los personajes están faltos profundidad, esa que te mantiene pegada a la historia con ganas de más. Y quizá eso mismo haya provocado en mí que una novela que comienza muy bien, no logre mantener la tensión adecuada y tenga ciertos valles en la lectura para remontar en su recta final, eso sí con un final impactante. 

Será Amparo, la protagonista narradora, la que en presente nos vaya desgranando el curso de los acontecimientos desde que recibe un mensaje de su hijo hasta que, a través de su propia investigación, tope con un sombrío asunto y salgan a la luz un montón de secretos guardados bajo siete llaves.

Amparo es una mujer humilde que vive en la Albufera me ha inspirado cierta compasión desde  las primeras páginas porque es la típica persona que parece haber nacido para ir de drama en drama. Una mujer que no encaja en ningún sitio, hija de unos emigrantes que probaron fortuna en Suecia, allí era la extranjera. A los veinticinco volvió a España para aquí ser la sueca. Conrad es un británico que ayudará a Amparo en su investigación, un hombre hundido, también marcado por la tragedia que, en busca de sus propias respuestas, decidirá acompañar a nuestra protagonista.  

La ambientación de la historia sí que está muy lograda y me ha gustado especialmente la forma en la que la autora recrea la presión social de un entorno pequeño, de esa familia humilde que ve cómo los chismes se van colando por todos los rincones y hacen la vida insoportable.

Despiértame cuando acabe septiembre es una novela que combina una historia intimista con la investigación sobre le paradero de un joven. Una trama que esconde mucho más de lo que priori podamos imaginar y en la que me ha fallado la tensión narrativa y la profundidad de ciertos personajes.  

La silueta del olvido - Joaquín Camps

15/5/19

La inspectora Claudia Carreras quiere ser una buena policía, y una buena persona. Por ese orden. Pero ambos objetivos le resultan inalcanzables por culpa de la desolación que siente tras el asesinato en Madrid de su compañero y amante, Tomás. 
Para olvidarlo se traslada a Valencia, donde debe investigar el extraño secuestro de Lara Valls, la hija de una adinerada familia. Pronto descubre que nada en este caso es lo que parece, y poco a poco empatiza con Lara: ambas son adictas a la literatura, al pasado y al sufrimiento. Tres drogas que pueden llegar a ser mortales. 
Una trama intrigante, una prosa aparentemente ligera pero repleta de guiños y cargas de profundidad, junto con unos personajes que viven como si trepasen por una cascada, impedirán al lector dejar de pasar las páginas de La silueta del olvido.


MIS IMPRESIONES


En ocasiones se nos van las mejores y eso me pasó a mí con La última confesión del escritor Hugo Mendoza, que duerme en el estante aguardando un momento que aún no ha llegado. Sin embargo, no podía repetir la jugada, y los buenos comentarios que había oído del autor, y por qué no decirlo, esa rosa tan maravillosa que tiene la portada, me llevó de cabeza a por La silueta del olvido, que además ha sido galardonada con el Premio Azorín de Novela 2019. Os cuento mis impresiones. 

Valencia. Una adolescente de una acaudalada familia ha sido secuestrada en su propia casa. Lara Valls, la hija de un prestigioso médico desaparece de la lujosa urbanización en la que residía sin que nadie parezca haber detectado nada anómalo. El caso es asignado a la inspectora Claudia Carreras que, en un intento de dejar atrás un trágico suceso en el que Tomás, su amante, perdió la vida, ha pedido el traslado a la capital del Turia. 

En otro hilo, Héctor, un periodista en horas bajas, intenta hacer caja con una entrevista a Matías, un hombre al que una negligencia médica dejó postrado en una cama con graves secuelas medulares y a expensas de los cuidados de su madre. 

La juventud de la chica y su belleza hacen presagiar lo peor. A la espera alguna noticia o de la solicitud de un rescate, todo se complica cuando la nota dirigida a los padres de la chica llegue a través de Héctor, ese periodista que aparentemente no tiene nada que ver con los Valls. ¿Qué es lo que está ocurriendo? ¿Qué relación puede haber entre ellos para que quienquiera que haya llevado a cabo el secuestro lo haya elegido a él como correo? 

Se inicia así una compleja investigación policial que nos adentrará en el lado más ruin y miserable del ser humano. Una investigación con muchos recovecos, que va ganando en tensión y que tiene un par de giros absolutamente desconcertantes. Encontramos en ella unos personajes muy de carne y hueso con un protagonismo muy equilibrado. Habrá que escudriñar en la vida de los Valls, en sus amistades, sus posibles enemigos. También en la vida de la propia Lara, una niña reservada, casi asocial, que únicamente parecía encontrarse a gusto entre las paredes de la magnífica biblioteca que sus padres le construyeron. ¿Quién puede estar detrás de todo? 

La silueta del olvido es una novela contada de una forma original que nos va a permitir tener una visión mucho más amplia de cada uno de los personajes, casi periférica y muy cinematográfica, ya que, además de los diálogos, el autor vuelca en la narración parte de los pensamientos de sus protagonistas, esos que antes de hablar pasan por nuestra mente, y cuya trayectoria rectificamos en ocasiones sobre la marcha para decir algo más políticamente correcto. Un dato que, junto con otros pequeños detalles, hacen que en la novela se den la mano escenas que nos arrancan la carcajada con otros mucho más estremecedores y que, pese a su contraste, funcionan muy bien. A mí me han gustado y me ha parecido una combinación acertada pese a lo arriesgado. La inspectora Carreras tiene un reto importante y el tiempo apremia, pero ella es una mujer muy capaz, pese a sus complejos y sus demonios interiores. A través de pequeños flashbacks intercalados en la trama iremos montando su historia. El subinspector Ramón Linares, es un agente curioso en muchos sentidos; no solo en su aspecto descuidado, también en sus aficiones. Héctor, es un miserable capaz de sacar tajada con la truculenta historia de un impedido. Cristina Manuela, la madre de la niña, es pija insoportable, una mujer que vive por y para las apariencias. Y el doctor Valls, acostumbrado a poner las normas, debe dejar todo en manos de otros. 

La silueta del olvido es una novela que atrapa desde las primeras páginas con una trama muy original, una tensión bien sostenida, unos personajes potentes y un cambio de tercio tan brillante e inesperado que no puedo más que recomendaros su lectura. Sin duda, un buen estreno el mío con este autor.

Ganador de La silueta del olvido de Joaquín Camps

14/5/19

Transcurrido el plazo para participar en el sorteo de un ejemplar en papel de La silueta del olvido de Joaquín Camps, os dejo el nombre del ganador. El premio es para:

a Rafflecopter giveaway

Felicidades al ganador. Por favor, envíame tus datos postales en un plazo de 48 horas a bookeandoconmangeles@gmail.com. El envío postal lo haré yo misma por lo que no me hago responsable de cualquier posible extravío. En caso de no recibir respuesta en ese plazo se procederá a resortear el libro. 

Muchas gracias a todos por vuestra participación.

Esta semana leo #20-2019

13/5/19

Comienza una nueva semana en la que el verano parece haber llegado a Málaga para no retirarse y comienzo mucho más relajada y con ganas de retomar de lleno la actividad bloguera. De momento, os voy a contar mis planes de lectura que son muy suculentos. Ayer mismo comencé Belleza Roja, la nueva novela de Arantza Portabales de la que he podido leer poquito pero que promete ser una buena lectura. Cuando finalice será el turno de Antes de los años terribles de Víctor del Árbol, una historia con pintas de ser de las que te dejan huella. Espero contaros muy pronto algo más de ambas.


Y, vosotros, ¿qué leéis?


El artesano - Sharon Bolton

7/5/19

La carrera profesional de Florence Lovelady llegó a lo más alto cuando treinta años atras ella misma dirigió el arresto de Larry Grassbrook, un fabricante de ataúdes y asesino en serie. Como algo propio de nuestras peores pesadillas, las víctimas eran niños y fueron enterrados vivos. Florence resolvió el misterio y encerró a Larry en la cárcel durante el resto de su vida, justo antes de que más niños fueran asesinados. 
Pero ahora, treinta años más tarde, Larry ha muerto y los eventos del pasado se comienzan a repetir. ¿Hay alguien copiando los asesinatos cometidos por Larry? ¿O estuvo Florence equivocada durante todos estos años? Pero cuando su propio hijo desaparece en circunstancias similares, el caso no solo es que vuelva a abrirse, ahora es personal. ¿Hay algo mucho más siniestro y macabro en juego?


MIS IMPRESIONES


Ya sabéis que soy de esas que no se puede resistir a un buen thriller y si además la historia tiene tintes oscuros, mejor que mejor. El artesano de Sharon Bolton parecía tener los ingredientes perfectos. Os cuento mis impresiones de su lectura.

Tras una carta de la propia autora en la que explica al lector su interés desde antiguo por las brujas, nos cuenta cómo su localidad natal, Pendle , en el año 1612 unas mujeres fuero ahorcadas por brujerías, siendo en general esa zona norte de Inglaterra cuna de misterios y supersticiones.  

Nos situamos en agosto del año 1999, cuando han pasado treinta años desde que Florence Loveday detuviese por asesinato a Larry Glassbrook. Hoy después de tantos años, vuelve a aquel lugar que quiso enterrar en su memoria para acudir al funeral de Larry, el que fuera propietario de la funeraria Glassbrook & Greenwood, que acusado de asesinar a tres niños enterrándolos vivos, ha pasado los últimos treinta años entre rejas. Tras el entierro, mientras Florence visita su antiguo domicilio descubre algo que la perturbará por completo y le hará dudar si Glassbrook es realmente el culpable de aquellos asesinatos o el responsable está libre. Las cosas no tardarán en complicarse.

El artesano es un thriller con un comienzo realmente impactante que atrapa al lector por completo. La idea de ser enterrado vivo es para la imaginación de cualquiera la peor de sus pesadillas y explorar los motivos que pueden llevar a una mente tan perturbada a someter a esa barbarie a tres tres adolescentes fue el gancho perfecto. Sin embargo, a pesar de estar encuadrada como thriller, no es esta novela de devorar en dos sentadas sino que, tras ese culmen inicial va hacia aguas más tranquilas, y aunque se lee a buen ritmo y tiene una prosa sencilla y asequible, me ha resultado una de esas historias que va de más a menos y el desenlace no ha estado a la altura de lo esperado. Estamos, eso sí, ante una novela muy oscura, de esas en las que siempre sientes que hay alguien al acecho, observando tras de una cortina. Una historia donde el misterio se entremezcla con la superstición y cierto tinte paranormal.

Nos encontramos con dos hilos temporales de los que sin duda alguna el del pasado me ha resultado mucho más interesante y lleno de tensión. También se alternarán dos voces narrativas: la de Florence en primera persona, que consigue trasladar al lector todas sus dudas en el presente, sus inseguridades en el pasado, y la de un narrador omnisciente. En 1999, Florence es una reconocida profesional que regresa junto a su hijo a la localidad en la que ejerció como agente de policía treinta años atrás y algunas de sus pesadillas parecen volver a repetirse. En el otro hilo retrocedemos a junio de 1969 cuando ella era una joven agente más inexperta, que trataba de hacerse un hueco profesional en un mundo de hombres, no demasiado dispuestos a hacerle fácil el desempeño de sus funciones y en el que cada uno de sus actos era cuestionado. No obstante, Florence era una chica obstinada y la detención de Larry lanzó su carrera profesional.

El personaje de Florence es realmente bueno, nos va guiando por toda la investigación policial de la desaparición de tres niños de la localidad . Es una mujer que trata de hacer carrera en un mundo de hombres, pero que demuestra constancia y no de deja arredrar por nadie. La ambientación es otro de los puntos fuerte, con esa funeraria que es casi una protagonista más, y con la que he aprendido cosas tan curiosas como la diferencia entre un ataud y un féretro y otros detalles que han conseguido ponerme los pelos de punta.

El artesano es un thriller con un comienzo realmente perturbador e inquietante y una protagonista con mucha garra. Una historia oscura en la que se mezclan la investigación policial y las supersticiones.

Esta semana leo #19-2019

6/5/19

Comienza una semana que se me va a pasar entre apuntes y agobios de última hora. Estaré fuera varios días y no precisamente de vacaciones, pero prometo volver a la carga a partir de la semana que viene. Si algo puedo hacer aparte de leer mis capítulos correspondientes a la lectura conjunta de Anna Karenina, que por si no sabéis estamos siguiendo un montón de blogs a través de Twitter con el hastag #LCKarenina,  los dedicaré a leer un poquito de Despiértame cuando acabe septiembre de Mónica Rouanet


También tenéis activo un sorteo en el blog que por falta de tiempo no está teniendo ni casi publicidad: un ejemplar en papel de La silueta del olvido de Joaquín Camps. Esta es la última semana para participar y no os haré esperar mucho con el resultado. Bases.



Laky de Libros que hay que leer nos trae una propuesta interesante y es que José Vicente Alfaro ha publicado nueva novela, en esa ocasión de la mano de Planeta y está organizando un sorteo más lectura conjunta. ¿Quieres saber más? Bases


Y, vosotros, qué leéis?

Mañana tendremos otros nombres - Patricio Pron

2/5/19

megustaleer - Mañana tendremos otros nombres (Premio Alfaguara de novela 2019) - Patricio PronViven en Madrid, en la actualidad. Ella es arquitecta, tiene miedo a hacer proyectos de futuro y busca algo que no puede definir. Él escribe ensayos, lleva cuatro años a su lado y nunca pensó en verse soltero de nuevo, en un «mercado» sentimental del que lo desconoce todo. 
Por las grietas de su derrumbe como pareja entran las amistades, sus consejos y sus vidas, la mayoría de las veces con más dudas que certezas. Es la generación Tinder, la de unas personas que eliminan a otras con un dedo; una generación en la que todos están expuestos y a la postre desencantados. La ruptura de una pareja también dice mucho de un país, de un momento, de una idea de convivencia. Y la radiografía de los tiempos es dura: padres que lo son por obligación, experimentos de reinvención personal que son performances sin público, unas tecnologías que lo penetran todo, incluyendo la intimidad. Ella y Él, ya próximos a los cuarenta, comienzan a habitar esos nuevos espacios posibles en paralelo, sin desgarros románticos pero con una fuerte añoranza misteriosa que tal vez vuelva a reunirlos. 
Mañana tendremos otros nombres es una mirada a las relaciones sentimentales del animal humano desde una óptica sociológica que no excluye la ternura. Es, sobre todo, la gran novela del amor en los tiempos de las redes. 

FICHA DEL LIBRO

MIS IMPRESIONES


De un tiempo a esta parte disfruto cada vez más con las novelas intimistas y la sinopsis de esta historia me provocó un auténtico flechazo. No me equivoqué con ella. Esta de la que os hablo hoy, Mañana tendremos otros nombres, de Patricio Pron, ha sido la novela que se ha alzado con el Premio Alfaguara de novela 2019. Os cuento el porqué de mi recomendación.

Una línea de luz había ido deslizándose por el suelo hasta alcanzar el montón de hojas de papel. Eso significaba que uno de los últimos días de ese verano estaba terminando, o comenzaba, Él ya no lo sabía. Durante una época solía jactarse de que podía dormir siempre y en todos los sitios, solo tenía que cerrar los ojos y un instante después el mundo diurno terminaba. Pero en ese momento llevaba dos días sin dormir, y se preguntaba si alguna vez recobraría esa capacidad suya.

Él y Ella han terminado después de cinco años juntos. Ahora, Él está solo en el apartamento que compartían, habitando un espacio que parece inmenso ante el vacío de sus cosas, de su presencia, de su voz. En medio de su dolor, y casi en un acto de locura, se ha dedicado durante dos días a arrancar una de cada dos páginas de los libros que Ella le había regalado, como si de esa forma pudieran hacer un reparto justo, un reparto al que le seguirían el resto de las cosas materiales comunes. Porque, aunque no era eso lo que quería, aunque lo que de verdad deseaba era que Ella estuviese allí, todo había acabado. Ella le ha dicho que hay otro, y él está paralizado, aterrado ante el abismo de un futuro incierto, tanto que no sabe ni cómo seguir adelante.  

Con un desgarro que es imposible no sentir ante la desolación de nuestro protagonista y  la fuerza narrativa de Pron comienza una novela de personajes que carecen de nombres, quizá porque cualquiera de nosotros podríamos ser los protagonistas de esta historia. Él es escritor, ella es arquitecto. Juntos soñaron en construir algo, pero el tiempo nos va modulando y cinco años después, a pesar de haber hecho el camino juntos, sus vidas tienen diferentes metas.  

A menudo, cuando una novela te toca demasiado, es necesario dejarla reposar un poco, para tener una perspectiva más serena, más real. Me ha parecido magnífica la forma en que Pron lo cuenta: con sencillez, de manera ágil, pero con garra. Su pluma está cargada de sentimientos y tiene una capacidad impresionante para emocionar, para traspasar el papel, calar en el lector e involucrarle con los personajes, manteniendo bien el pulso narrativo en una novela en la que, a pesar de no suceder demasiadas cosas, sí que quedan bien explorados un amplio abanico de sentimientos.  

Mañana tendremos otros nombres es una novela intimista que disecciona de manera excepcional los afectos de cada uno de los protagonistas tras esa separación y las etapas que habrán de superar: el dolor, el vacío, el cansancio, el reparto incluso de las amistades, el miedo, los días y la vida que pasan a su alrededor sin tener casi conciencia de lo ocurrido y la nueva realidad que se abre ante cada uno de ellos. Una realidad tan diferente a la vivida, dominada por unas tecnologías tan intrusivas que dan al traste con cualquier tipo de privacidad, donde el sentir parece estar pasado de moda, donde elegir implica renunciar a oportunidades tentadoras, y lo importante es aparentar una felicidad impostada ante una foto que exhibir a infinidad de personas ajenas y a las que importas poco más que nada.  

Dos son los protagonistas principales de una novela de cronología lineal, en la que se intercalan algunos capítulos relativos al pasado de cada uno de ellos que nos permiten ir montando las piezas de la historia, se divide en siete bloques relacionados con la fecha de la ruptura y abarca un marco temporal de siete meses. Conoceremos a Él y Ella, y a D, A o M algunas de sus amistades.

Mañana tendremos otros nombres es una novela realmente conmovedora en la que además del mapa del duelo de una pareja tras su separación, Pron realiza una feroz crítica social a la realidad que nos rodea, a ese mundo artificioso e irreal donde parecer es más importante que ser, un lugar donde la libertad parece estar reñida con el amor y con nuestra capacidad para mostrar afecto. Sin duda, una novela que invita a la reflexión. Os la recomiendo sin reservas.  

Érase una vez la taberna Swan - Diane Setterfield

30/4/19

megustaleer - Érase una vez la taberna Swan - Diane SetterfieldEn una oscura y brumosa noche, en el pequeño pueblo inglés de Radcot, a orillas del Támesis, los lugareños se reúnen en la taberna Swan para compartir un trago e historias llenas de sabiduría popular. Con seiscientos años de antigüedad, la posada es famosa por reunir a los mejores narradores de cuentos populares, pero esa noche la tertulia nocturna se ve interrumpida por la llegada de un hombre misterioso empapado en sangre que carga en sus brazos a una niña inconsciente. Antes de que el hombre pueda emitir explicación alguna, cae derrumbado. 
Mientras tanto, río arriba, dos familias buscan desesperadamente a sus hijas, Alice Armstrong, a la que nadie ha visto desde hace veinticuatro horas tras el suicidio de su madre, y Amelia Vaughan desaparecida dos años atrás sin dejar rastro.


MIS IMPRESIONES


Las magníficas opiniones que había leído de El cuento número trece, la preciosa portada del libro y la sinopsis tan atrayente fueron los motivos que me llevaron a leer esta historia. Os cuento mis impresiones.

La taberna Swan, una archiconocida posada, regentada por los Ockwell desde tiempos inmemoriales y ubicada a orillas del Támesis, es famosa por reunir cada noche a los mejores contadores de historias. Lo acontecido allí durante la noche del solsticio de invierno cuando un forastero moribundo y empapado entra portando en sus brazos una niña desfallecida será el eje de esta novela. Tras dar unos pasos el forastero se desvanece ante la estupefacción de los presentes, que rápidamente acudirán en su auxilio y avisarán a una enfermera vecina quien, en cuestión de segundos ve como la pequeña muere para poco después recuperar el pulso. ¿Qué ha ocurrido en realidad a la niña? ¿Ha sido un milagro? Nadie sabe dar una explicación lógica a lo sucedido, pero todos los presentes, los que han tenido un contacto con la pequeña, han sentido un magnetismo especial, un instinto protector hacia ella. ¿Quién será? ¿De donde vendrá?

A partir de aquí, navegaremos río arriba para ir conociendo a estos y otros de los personajes de una novela coral, que inicialmente provoca cierto desconcierto en el lector, al no saber a ciencia cierta su deriva, para, poco a poco, de forma pausada, ir atisbando cuál va a ser el hilo conductor y nexo de unión de todos ellos: Margot Ockwell, cuya familia ha regentado el Swan desde tiempos inmemoriales, junto a su marido Joe, un gran contador de historias; Daunt, un fotógrafo enamorado del Támesis; el matrimonio Vaughan, cuya hija fue secuestrada dos años atrás; Robert Armstromg, un hombre de color que busca el paradero de su nieta Alice y de una chica que mantuvo una relación con Robin, su hijo mayor; o Lily, una joven con un pasado misterioso que ayuda en la parroquia y cree saber quién es esa niña.

Diane Setterfield sabe sembrar el desconcierto en el lector y, desde luego, a mí, a pesar de no ser esta una novela con gran ritmo me encandiló desde las primeras páginas, más que con su historia, con esa forma de contar la historia. Esa prosa cadenciosa, envolvente y descriptiva capaz de trasladarte en el espacio y en el tiempo hasta Radcot, un pequeño pueblecito al borde del Támesis es junto con su impecable ambientación uno de los mejores alicientes de la novela. Y hasta aquí todo hubiera ido bien si no hubiera sido porque, desde mi punto de vista, la autora abusa del número de páginas, dedicándose en exceso a la descripción de lo que siente cada personaje o dando demasiadas vueltas a otros temas, que me hacían sentir por momentos que no avanzaba. Creo que con algo de síntesis la novela hubiese sido más efectiva, logrando mantener la tensión narrativa.

La galería de personajes es enorme y de lo más variada. A través de cada uno de ellos la autora va entrelazando una serie de subtramas, que comparten protagonismo entre ellas hasta llegar a entroncar con la principal. Temas como la bondad, la maldad, el duelo, la culpa, el miedo a equivocarnos, el destino, las relaciones entre padres e hijos formarán parte de una historia,  impregnada de un aura de misterio, llena de brumas y cierto tinte sobrenatural en la que el Támesis es tan o más protagonista que el resto de los personajes. 

En definitiva, Diane Setterfield nos trae una historia original, buenos personajes, una prosa y una ambientación impecable, en la que a mí me ha lastrado la extensión y quizás las expectativas de un desenlace más complejo a tenor del misterio generado. No obstante, es una novela que está gustado mucho y como sabéis no es más que una opinión personal por lo que os animo a contrastarla con otras. 

Esta semana leo #18-2019

29/4/19

Comenzamos una nueva semana que nos abrirá las puertas del mes de mayo y yo sigo del mal en peor en planificación, pero sin dejarme vencer, que es lo importante. Ando bastante liada con un curso que se lleva todo mi tiempo libre así que esta semana solo me planteo leer un libro, si llego a algo más, será sobre la marcha. Estoy terminando La silueta del olvido de Joaquín Camps, una novela que me está gustando mucho y de la que os recuerdo hay un sorteo activo en el blog. En cuanto acabe con ella, llegará el turno de La hija de la española de Karina Sainz Borgo.


Y, vosotros, ¿qué leéis?

El eco de la piel - Elia Barceló

25/4/19

Cuando a Sandra Valdés, joven historiadora en paro, le encargan que escriba la biografía de Ofelia Arráez —la gran empresaria y constructora, referente obligado en el mundo de la moda del calzado femenino—, ella acepta el reto sin imaginar los secretos que se ocultan en los noventa años de esa mujer contradictoria y poderosa, sin saber que lo que va a descubrir cambiará también su vida. 
Como es habitual en las novelas realistas de Elia Barceló, la historia se articula en dos tiempos: 
En el presente, Sandra, atraída por una oferta que le dará suficiente dinero como para replantearse su futuro y abandonar la precariedad de su trabajo en una cadena de ropa en Madrid, decide volver durante un tiempo al pueblo de su infancia a redactar la biografía que le ha encargado don Luis, hijo de la famosa Ofelia, para lo cual tendrá que investigar y entrevistar a personas que la conocieron. 
Cada una de ellas muestra una verdad parcial sobre Ofelia; cada documento encontrado -fotos, cartas, cintas, noticias- va descubriendo a una mujer distinta, va creando un personaje contradictorio, a veces incomprensible, otras veces convencional, otras potencialmente oscuro y peligroso. El pasado está lleno de secretos, de malentendidos, de versiones que no casan entre sí. 
Pero también sucede con el presente, porque los seres humanos somos fuente de misterio, ocultamos cosas, callamos, tergiversamos. En su propio pueblo, Sandra irá descubriendo que nada es lo que parece, que la vida está llena de sorpresas y no todas son agradables. Uno es tanto lo que es como lo que parece, lo que elige mostrar al exterior, y cada uno de nosotros va descartando pieles a lo largo de su vida, como las serpientes, y va dejando ecos de sí mismo en todos los que alguna vez lo conocieron.

FICHA DEL LIBRO

MIS IMPRESIONES


Que Elia Barceló es una de mis autoras preferidas es algo que sabéis los asiduos de este blog. Me cautivó con El color del silencio, y El secreto del Orfebre y Las largas sombras fueron novelas con las que me fidelizó. Sabiendo esto estaba claro que, cuando surgió la oportunidad de leer en primicia su nueva novela, mi respuesta fuese un sí rotundo. El eco de la piel llega hoy a las librerías y os dejo mis impresiones.

Sandra es una joven historiadora que, como tantas hoy día, malvive con el mísero sueldo que le proporciona su trabajo como vendedora en una cadena de ropa de Madrid. La oportunidad de escribir la biografía póstuma de Ofelia Arráez, una conocidísima empresaria, que logró crear un imperio de la nada y cuya marca es todo un referente en el mundo del calzado le proporcionará un desahogo económico que no puede dejar pasar, aunque ello implique tener que volver una temporada a su pueblo natal, Monastil.

Será el hijo de Ofelia, Luis, un solterón de setenta y tantos años el que con esta biografía pretenda ofrecer un homenaje a la figura de su madre. Pero la construcción de la misma, aunque se pretenda enfocar a su faceta profesional, implica una investigación en la que pueden aparecer ciertos datos que no conviene o merece sacar a la luz; una verdad que puede ofrecer una visión muy diferente a la que Luis pretende mostrar. Pero, ¿quién fue en realidad Ofelia Arráez?

La novela se estructura en cuatro partes: en las dos primeras partes se alternarán fragmentos de Recuerdos y reflexiones de Selma Plath (alguien cuya identidad conoceremos más adelante), capítulos en primera persona en los que Sandra nos va narrando sus impresiones sobre la investigación, así como ciertos episodios de su vida durante el tiempo que pasa en Monastil, y otros capítulos numerados, a cargo de un narrador omnisciente, en los que la autora nos va dejando pequeñas miguitas que nos permitirán construir nuestra imagen de Ofelia para en la tercera parte, con una cronología lineal que irá desde el año 1939 hasta 2003 conocer su verdadera historia y cerrar la cuarta parte con Sandra en el año 2018 más un epílogo que nos llevará muchos años después.

Elia Barceló tiene elegancia y maestría tejiendo historias. En esta ocasión, aunque su forma de narrar es maravillosa y esos fragmentos que va intercalando tienen unas reflexiones preciosas, no sabía muy bien hacia donde me iba a llevar la trama. Tengo que reconocer que, si bien he disfrutado de la novela en su conjunto, es en la tercera parte donde he vuelto a caer rendida ante la pericia de la autora para envolverte en una espiral de sorpresas, emociones y giros inesperados que me han dejado absolutamente fascinada. 

Aunque no vamos a encontrar en las novelas de esta autora una lectura que vuele entre las manos, ese lado emocional que sabe trabajar y transmitir tan bien, logra impregnarte y eclipsarte de tal manera que quedas atrapado, expectante ante un desenlace que siempre logra sorprenderte. En esta ocasión además la novela tiene el plus de hacer un recorrido sobre la evolución de la industria del calzado y la forma en que cambió la vida de Elda, una población Alicantina que en la novela será Monastil al tiempo que retrata el boom de la construcción en la costa y con ella la llegada de las mafias y la corrupción.

Contamos con un elenco de personajes amplio y dos planos temporales. En el pasado, que es la trama más emocionante desde mi punto de vista: Ofelia; Anselmo, su marido; Gloria, una íntima amiga y su hijo Ángel así como Selma Plath. Evidentemente, al ser la homenajeada Ofelia es ella la que tendrá un mayor protagonismo y recorrido; una mujer decidida, valiente, camaleónica, admirada por unos y odiada por otros, que no se arredró ante nada para conseguir sus objetivos. Pero también el resto de los personajes tienen un gran peso en la historia y están magníficamente dibujados, unos personajes llenos de luces y de sombras, cada uno de ellos guardando con celo algún secreto. Me ha gustado especialmente la figura de Selma Plath y el tándem tan bueno que lograron Anselmo y Ofelia. En el presente también hay infinidad de secretos, parece que la cosa venga de familia y Luis es un hombre entrado en los setenta y aquejado de una dolencia de cadera, un perfecto caballero muy celoso de su intimidad. Y Sandra, que es narradora y protagonista, una joven a la que la biografía de Ofelia y las experiencias vividas cambiarán por completo. Sobre el resto, habréis de investigar vosotros mismos un poco.

Elia Barceló ha vuelto a ganarme, a fidelizarme y a sorprenderme con una novela llena de emoción. El eco de la piel es la apasionante historia de dos mujeres que afrontaron el riesgo y las consecuencias de vivir conforme a sus pulsiones. No la dejéis escapar.

No mentirás - Blas Ruiz Grau

24/4/19

megustaleer - No mentirás - Blas Ruiz Grau
Imagina uno de esos lugares donde nunca pasa nada... 
Carlos es un abogado de éxito que debe acudir a un pueblo de Alicante cuando le comunican que su padre, con quien llevaba años sin hablar, se ha suicidado. Pero la tragedia se transforma en sospecha cuando encuentra un mensaje oculto en una torre de ajedrez. 
Imagina que esta muerte fuera solo el principio... 
Una sencilla investigación de suicidio se convierte en una peligrosa cacería cuando un asesino en serie empieza a cometer atroces homicidios que parecen estar relacionados entre sí. ¿Podría estar la clave en algo terrible que sucedió mucho tiempo atrás, en ese pueblo donde nunca pasaba nada? 
No imagines más: tendrás que leerlo.
Tras conquistar los primeros puestos de ventas con sus best sellers digitales, Blas Ruiz llega a las librerías con un thriller diabólicamente adictivo.

FICHA DEL LIBRO

MIS IMPRESIONES


Blas Ruiz Grau es un autor muy presente y aclamado en redes. Con varias novelas autopublicadas, sentía cierta curiosidad por ver cómo se desenvolvía en el género negro, que parece ser su plato fuerte. Hoy os hablo de No mentirás, su última novela que llega dentro de la colección La trama, de Ediciones B.

Carlos Lorenzo tiene todo lo que uno puede soñar en la vida. Juventud, prestigio y dinero. No en vano, es un reputado abogado, propietario de los mejores bufetes de Madrid. Debajo de esa fachada también hay dolor, un dolor que dejó enterrado muchos años atrás cuando tuvo que superar el abandono de su padre sin explicación alguna. Eso le ha curtido y le ha hecho más fuerte. Hace dieciocho años que no sabe nada de él. Por eso, cuando recibe una llamada de la comisaría Mors, un pueblo de Alicante, para informarle del fallecimiento de este su primer pensamiento es dejarlo estar y no ir.  Decide hacerlo cuando le comunican que se ha suicidado.

Lo que en principio iba a ser un viaje para solventar temas legales y el funeral se complica cuando Carlos encuentra en casa de su padre, en el interior de una figura de ajedrez, una nota que parece cuestionar que la muerte de su padre haya sido en realidad un suicidio. A partir de aquí comenzará una carrera contrarreloj para atrapar a peligroso asesino en serie que no parece estar dispuesto a detenerse, y que pondrá en jaque la apacible vida de los habitantes de Mors.

Una prosa sencilla, una trama con un ritmo vertiginoso que no da tregua y ciertos giros insospechados son algunos de los ingredientes de No mentirás, una novela muy visual con la que Blas Ruiz Grau consigue atraparnos desde las primeras páginas. El primer capítulo es una trampa mortal: un narrador en primera persona está preparando el escenario de su suicidio. A partir de ahí una llamada de la policía, el traslado de Carlos a Mors, el descubrimiento de una nota y un asesino en serie que parece estar al acecho de los habitantes del pueblo en el que nunca pasa nada.

La estructura de la novela, con capítulos numerados e indicación de la fecha, hora y lugar del escenario en el que acontecen los hechos contribuye a transmitirnos esa urgencia por saber, por continuar, por adelantarnos a los pasos de asesino. La cronología es lineal y todo sucede en apenas nueve días. Aunque sabemos desde el principio que debe haber alguna conexión entre los crímenes, no acertamos a encontrar el hilo.

Tendremos, por así decirlo dos investigaciones: la policial, propiamente dicha y otra paralela que va llevando a cabo Carlos, el hijo del fallecido, por propia iniciativa. Y a medida que vamos avanzando, encontramos visos de sospecha en cada uno de los protagonistas, se palpa el ambiente enrarecido del pueblo, la desconfianza, unos sospechosos van dando paso a otros, pero constantemente sientes que el peligro te pisa los talones y te impulsa a continuar y, aunque en algún momento he encontrado algún bucle y temilla en el desenlace, reconozco que la novela me ha proporcionado esas horas de evasión que buscaba.

La galería de personajes es variada y los integrantes del equipo policial, además de vecinos tendrán su peso en la historia aunque voy a centrarme en el protagonista principal, Carlos, un abogado de treinta y seis años que lleva la vida del típico ejecutivo agresivo en la capital, y que se ve envuelto en una situación de peligro a raíz de la muerte de un padre al que perdió la pista hace mucho. Algo le empuja a investigar, y todo lo que va a vivir en Mors, va cambiando de alguna forma su manera de entender la vida y sus prioridades.

No mentirás es uno de esos thrillers que recomendaría a aquellos que busquéis una lectura con mucha acción. Una novela con un ritmo endiablado y muy visual que te hará pasar unas horas de puro entretenimiento. 

Te di mi palabra - Concepción Revuelta

22/4/19

megustaleer - Te di mi palabra - Concepción RevueltaProvincia de Santander. Segunda República. Vega, una joven valiente y decidida, debe abandonar la tierra que la ha visto crecer y que tanto ama, las suaves praderas de Vega de Pas, para trabajar en Madrid. 
Allí ejerce de ama de cría para una acaudalada familia burguesa. La casa de los Vaudelet, junto al Parque del Retiro, alberga, además de al matrimonio, a un gran número de sirvientes. Todos ellos esconden secretos inconfesables que guardan con recelo. Mientras Vega pelea por abrirse paso y habituarse a la vida en la capital, la ciudad de Madrid sufre los comienzos de la Guerra Civil y se respira en ella un ambiente enrarecido. 
Vega vivirá una gran historia, donde el amor, los celos y las intrigas estarán siempre presentes. La guerra acabará con las ilusiones y los sueños de todos y, en especial, de la pasiega, que luchará por salvar a sus seres queridos bajo el amparo y el cobijo de los verdes prados y las abruptas montañas del Valle de Pas.

FICHA DEL LIBRO

MIS IMPRESIONES



Llevo casi un mes dando vueltas a las impresiones que me ha causado esta historia. En resumidas cuentas, podría deciros que mis expectativas no se han cumplido con esta lectura. Está claro que esperaba una historia mucho más intensa, más emocionante, quizá por la época, por el escenario, pero aun con armas para llegar no creo que se le haya sacado el jugo que podría.  

Nos trasladamos hasta Vega de Pas, en Cantabria, en el año 1910 para conocer la historia de Vega, una niña que quedó huérfana de madre al nacer y creció arropada por su abuela materna, una pasiega. No corren buenos tiempos y Concepción Revuelta retrata de forma magnífica la dureza de la vida de estas familias pasiegas a principios del siglo pasado: sus localismos, sus costumbres, cómo era el cortejo y las relaciones de pareja, los alumbramientos con la única ayuda de los familiares o vecinos cercanos, así como los muchos sacrificios que implicaba vivir en una de esas cabañas diseminadas por el valle, trabajando de sol a sol sin descanso.

Con el transcurrir de los años, Vega no parece tener muy buena estrella y, tras quedar viuda muy joven, encuentra en la oferta de una acomodada familia, los Vaudelet, la única oportunidad de sacar adelante a sus dos hijos pequeños, Vidal y Rosario,  y a la vez apoyar económicamente a su abuela, aunque eso implique trasladarse a vivir a Madrid con la citada familia y ejercer como ama de cría. 

Es durante la Segunda República cuando Vega se desplaza a la capital con sus nuevos patronos, Brigitte y Pablo, una familia propietaria de una fábrica de porcelana y cristal, en la que su función será amamantar a la pequeña de los Vaudelet. Pero nada va a ser fácil en el hogar de esta nueva familia, que ya cuenta con cierto número de personal de servicio poco dispuesto a aceptar sin más ciertos privilegios de la pasiega. También habrá de lidiar Vega con los caprichos de su señora, Brigitte. Allí, les alcanzará la Guerra Civil y todo se complicará muchísimo.

Será un narrador omnisciente el que nos mueva por una historia de cronología lineal, con dos escenarios principales, Vega de Pas y Madrid, que abarca un marco temporal amplio: entre 1910 y la Guerra Civil, para tras dar un salto en el tiempo terminar en 1973. Una historia, contada de forma sencilla, en la que encontramos muchísimos vocablos pasiegos y cántabros, que consiguen hacernos sentir cómo era esa gente. A pesar de ser una lectura fluida no ha logrado atraparme, me ha faltado garra. He conocido la historia porque me la contaba un narrador, sin embargo, me ha faltado alma en los personajes, no han despertado en mí emociones, veía venir todo desde antes que ocurriera. Los personajes me han parecido muy planos, demasiado estereotipados: los buenos, demasiado buenos y los malos viceversa, sin escala de grises. Y a Vega en ocasiones la he encontrado contradictoria: esa buena chica, muy dulce y acostumbrada a un entorno rural, no me casaba con ciertas respuestas insolentes a personal del servicio o incluso en su soltura a la hora de moverse por la capital.

Te di mi palabra es una historia de amor, dolor, deslealtades y superación. Una lectura que a pesar de estar muy bien ambientada temporalmente y contar con algunos escenarios impresionantes, como es el caso de los valles pasiegos, se me ha quedado corta, como deslavazada. Desde mi punto de vista ha faltado veracidad en los personajes y algunos giros argumentales para lograr una historia mucho más creíble y menos previsible. Evidentemente, esto no es más que una opinión personal y podréis encontrar por ahí algunas otras reseñas mucho más entusiastas.

Sorteo La silueta del olvido - Premio Azorín 2019

21/4/19

Aunque ando un poco ausente últimamente, hoy os traigo una sorpresa: la posibilidad de conseguir un ejemplar en papel del Premio Azorín de Novela 2019. Os hablo de La silueta del olvido de Joaquín Camps, una novela de la que ya hay algunas buenas reseñas. Os dejo el banner y la sinopsis.


La inspectora Claudia Carreras quiere ser una buena policía, y una buena persona. Por ese orden. Pero ambos objetivos le resultan inalcanzables por culpa de la desolación que siente tras el asesinato en Madrid de su compañero y amante, Tomás.
Para olvidarlo se traslada a Valencia, donde debe investigar el extraño secuestro de Lara Valls, la hija de una adinerada familia. Pronto descubre que nada en este caso es lo que parece, y poco a poco empatiza con Lara: ambas son adictas a la literatura, al pasado y al sufrimiento. Tres drogas que pueden llegar a ser mortales.
Una trama intrigante, una prosa aparentemente ligera pero repleta de guiños y cargas de profundidad, junto con unos personajes que viven como si trepasen por una cascada, impedirán al lector dejar de pasar las páginas de La silueta del olvido.


BASES DEL SORTEO

1. Se sortea 1 ejemplar en papel de La silueta del olvido de Joaquín Camps.
2. Es un sorteo nacional.
3. Para participar en el sorteo  los únicos requisito indispensable es dejar un comentario en esta entrada indicando vuestro deseo de participar, ser seguidor del blog en GFC (Google Friend Conect), pinchando en el botón azul de seguidores, y tener una dirección postal en EspañaPodréis conseguir puntos adicionales con el resto de las opciones. 
4. El sorteo se realizará a través de Rafflecopter.
5. El plazo para participar comienza hoy 21 de abril de 2019 y termina el día 11 de mayo.
6. El ejemplar lo remitiré yo misma por correo postal al ganador por lo que no me hago responsable del extravío del mismo

a Rafflecopter giveaway

Esta semana leo #16-2019

15/4/19

Ya tenemos aquí la Semana Santa y muchos de vosotros andaréis de descanso. A los que nos toca trabajar, el único consuelo que nos queda es tener un poquito más de tiempo para la lectura, así que os voy a contar lo que iré alternando esta semana, pero con un ritmo también sosegado y que a buen seguro me ocupará algo de la próxima. 
Comenzaré con Despiértame cuando llegue septiembre de Mónica Rouanet y lo iré compaginando con Érase una vez la taberna Swan de Diane Setterfield, una novela de ritmo más pausado que he ido dejando atrás hasta encontrar el momento adecuado. 


Y, vosotros, ¿qué leéis?

Mentiras consentidas - Hjorth & Rosenfeldt

11/4/19

Los días de Sebastian Bergman en la Unidad de Homicidios han terminado y ahora dedica su tiempo a impartir conferencias y a escribir libros. Tras los acontecimientos vividos en Castigos justificados, lleva meses sin noticias de Vanja y la única persona del equipo con quien tiene contacto esporádico es Úrsula. 
Vanja tampoco sigue en la Unidad: ahora trabaja como investigadora criminal en Uppsala. Desde el mes pasado, está investigando una serie de abusos a mujeres. Cuando una de las víctimas muere, la Unidad de Homicidios pasará a encargarse del caso y, muy pronto, también Sebastian Bergman. Reunidos, el equipo debe dejar de lado sus problemas y conflictos personales para atrapar al brutal asesino que sigue atemorizando Uppsala. Todo se complica cuando las pistas indican que las víctimas no han sido seleccionadas al azar. ¿Pero cuál es la conexión entre ellas? ¿Y quién se está tomando tantas molestias para que no se establezca dicha conexión? 
SERIE BERGMAN, la nueva generación de novela negra que arrasa en Europa.


MIS IMPRESIONES


Fue en el verano de 2016 cuando salió a la venta la primera entrega de una de las sagas de novela negra nórdica más adictivas del momento. Una imprescindible para los adeptos al género. Primero fue Secretos imperfectos, después Crímenes duplicados, le siguieron  Muertos prescindibles, Silenciosinconfesables y Castigos justificados. Hoy os hablo de Mentiras consentidas.

Todo comenzó cuando la Unidad de Homicidios de Estocolmo, formada por Vanja, Billy, Úrsula y Torkel a la cabeza, debía enfrentarse a un caso complicado. Ellos son la élite en investigación. Al equipo, a pesar de las reticencias de Torkel, se le unió un antiguo compañero con una mente brillante, Sebastian Bergman, un psicólogo criminalista tan bueno  y único en su campo como egoísta, egocéntrico, adicto al sexo e irreverente con todo aquel que se cruza con él. Es difícil trabajar con Sebastian, pero tienen gancho. Imanta. A todos y cada uno de ellos los hemos ido conociendo muy bien a lo largo de las siguientes entregas, y es que si por algo destacan estas novelas es porque en ellas, el caso a resolver pesa casi tanto como la vida de sus personajes.

Os recomiendo sin reservas leer esta serie. Son volúmenes gruesos, pero las páginas vuelan. Creedme que lo que menos importa es eso porque la lectura torna tan adictiva que viviremos buscando el hueco para seguir con la historia. Eso sí, hay una cronología y es necesario leerla en orden, aunque el caso planteado en cada una de la novelas es autoconclusivo, no es así con la vida de los personajes. Todos tienen un pasado, unas vivencias y unas huellas que es necesario conocer para disfrutar al cien por cien de esta sexta historia.

La historia arranca con una Unidad un tanto desestructurada. A estas alturas, después de tanto trabajar juntos, las fisuras son evidentes y algunos de los integrantes han decidido emprender camino en solitario. Vanja se ha trasladado a Upsala, y allí investiga junto a la comisaria Anne Li una serie de violaciones que se están produciendo en la zona y que parecen tener algún tipo de relación entre ellas. Sebastian por su parte, ha firmado un contrato editorial para escribir un libro sobre perfiles criminales y el resto de la Unidad de Homicidios continúa en Estocolmo. Pronto, la investigación de Upsala se queda grande para el equipo encargado y requerirán una ayuda que vendrá de la mano de los antiguos compañeros de Vanja,  y pese a su oposición del propio Sebastian Bergman.

Los autores vuelven a hacer gala de aquello que los ha encumbrado: una trama interesante, una narración sencilla, fluida, con muchos diálogos y un ritmo creciente, en la que a la par que avanza la investigación policías vamos conociendo los entresijos de las vidas de los protagonistas.  Desde mi punto de vista en esta ocasión, a pesar de que ocupan una gran parte de la historia, no se aprecia gran evolución entre ellos respecto a la entrega anterior, pero poco más os puedo contar de ellos sin hacer algún spoiler.  Y no es que no lo hayan hecho bien, puesto que tenemos una historia bien desarrollada y adictiva, pero sí considero que en comparación con el resto de la serie, esta  me ha parecido más floja. Más aún si la comparamos con su predecesora que dejó las expectativas por las nubes. O quizá haya sido por eso. A pesar de ello, es una buena historia: ágil, adictiva, mantiene la tensión hasta el final  y una vez más los autores dejándonos con la miel en los labios, y expectantes por encontrar explicaciones a ciertos temas en la próxima entrega.

Si te gusta la novela negra nórdica, busca la serie Bergman. Sagas hay muchas, pero en pocas encontrarás un personaje tan carismático como Sebastian Bergman y unos personajes tan vivos que te harán sentir que formas parte de su equipo. No te la pierdas.

Quédate conmigo - B. A. Paris

9/4/19

Quédate conmigo (AdN) (Adn Alianza De Novelas) de [Paris, B. A.]Ella desapareció. Él siguió con su vida. Y quedaron muchos secretos por descubrir... hasta ahora. Finn y Layla son jóvenes, están enamorados y de vacaciones. Van por la autopista cuando él decide detenerse en un área de descanso. Baja corriendo del coche, echa el seguro y entra en los servicios. Cuando regresa, Layla no está, y ya no vuelve a verla más. O eso le cuenta a la policía. Pero no es toda la verdad. 
Diez años después, Finn está prometido a Ellen, la hermana de Layla. La tristeza de ambos por lo ocurrido los ha unido y ya no quieren separarse. Pero hay algo en Ellen que no acaba de convencer a Finn. Aunque quiere creer que es la mujer de su vida, un sexto sentido le dice que no se fíe de ella. Entonces, cuando están a punto de casarse, Finn recibe una llamada: un antiguo vecino cree haber visto a Layla a plena luz del día. Ocurren cosas extrañas: no paran de aparecer objetos que Layla extravió hace tiempo; llegan correos electrónicos de desconocidos que saben demasiado... Mensajes secretos, pistas, advertencias. Si Layla vive, y anda detrás de Finn, ¿qué se propone? ¿Y cuánto sabe? Quédate conmigo, proeza del suspense psicológico, te hará dudar de todo y de todos hasta su sorprendente clímax.

FICHA DEL LIBRO

MIS IMPRESIONES


B.A. Paris tiene varias novelas muy conocidas traducidas en gran cantidad de países. Llevaba tiempo muy tentada de conocer a esta autora. Una nueva publicación de suspense psicológico, que es uno de mis géneros preferidos, y esa portada tan misteriosa con dos muñecas rusas me hicieron decidirme por ella.

Quédate conmigo nos narra la historia de una desaparición: la de Layla. La trama arranca con un capítulo en primera persona narrado por Finn, uno de los protagonistas, que logra atraparnos por completo. En él se nos detalla cómo en marzo de 2006, mientras volvía en coche con su pareja de unas vacaciones por Francia, tras detenerse en una estación de servicio para ir al baño, Layla, su novia, que se había quedado esperando en el coche, desapareció sin dejar rastro. Lo que conocemos es la declaración que hizo a la policía. Según sus propias palabras, eso es lo que le contó a la policía, aunque era la verdad, no era toda la verdad. Y ahí ya nos ha dejado con la miel en los labios.

Doce años han pasado desde entonces. Layla jamás apareció ni viva ni muerta y Finn, ha rehecho su vida. Desde hace casi año y medio convive con Ellen, la hermana de Layla. Justo cuando decide pedirle matrimonio, una serie de extrañas circunstancias comienzan a alterar la apacible vida de la pareja. Layla, sentía fascinación por las muñecas rusas y en el muro de acceso a la vivienda de Fynn aparecerá la más pequeña de un juego que tenía la joven. Además, alguien asegura haberla visto. ¿Está Layla viva? ¿Qué fue lo que realmente pasó en el área de descanso? ¿Está alguien jugando con Finn?

A veces necesitamos novela con mucha acción. Una trama ágil, que atrape y nos mantenga expectantes elucubrando dónde puede estar el fondo de la cuestión. Precisamente esto es lo que vamos a encontrar en esta historia: puro entretenimiento. Una narración sencilla, una trama ágil, muy fluida que se pierde en nuestras manos. Un auténtico page turner que nos incita a seguir y seguir leyendo para desentrañar un misterio que, desde mi punto de vista, promete más de lo que finalmente encierra, aunque te sigue impulsando a leer hasta el final.

Dos narradores en primera persona, Finn y Layla, se van a repartir el desarrollo de una historia que avanza a ritmo de thriller y logra mantenernos en tensión casi en todo momento. La trama es muy visual, se estructura en tres grandes bloques y se mueve en dos planos temporales, el año 2006 y la actualidad. Sin un hilo cronológico establecido, avanza y retrocede, cambiando de narrador para ofrecernos diferentes perspectivas de una misma historia y hacernos dudar de todos. Así conoceremos quién era Finn, cómo conoció a Layla, cómo se gestó la relación y cómo evolucionó hasta el día de los hechos. Por supuesto, alternándose con la versión de él, tendremos la de Layla.

El elenco es reducido: Finn, que es el que mayor peso tiene en la historia; Layla, la joven desaparecida y Ellen, su hermana y actual pareja de Finn. Los tres  están envueltos en un cierto halo de misterio, se nos presentan con un cierto enigma. La autora juega con nosotros dejándonos intuir que detrás de lo que nos cuentan cada uno de ellos hay algo más. Todos ocultan secretos. Será el lector el que habrá de ir montando las piezas de un rompecabezas en el que a pesar de intuir de antemano ciertos derroteros, también ha habido ocasión para las sorpresas.

Quédate conmigo es un thriller psicológico que proporcionarnos unas horas de evasión total, haciéndonos devorar sus páginas en un par de sentadas. A pesar de que el cierre no me ha convencido, en líneas generales, la autora ha logrado dejarme un buen sabor de boca y no dudaré en repetir con ella.

Esta semana leo #15-2019

8/4/19

Las últimas semanas se me están pasando casi sin darme cuenta y me estoy haciendo una especialista en alterar los planes, pero ya sabemos que estas cosas suceden y para combinar la última novela de Elia Barceló, El eco de la piel, comencé No mentirás de Blas Ruiz Grau. El resultado es que estoy a punto de acabarla porque a pesar de tener más de quinientas páginas es un thriller totalmente adictivo y muy recomendable. Cuando lo termine, ahora sí, comenzaré Mañana tendremos otros nombre de Patricio Pron, la novela ganadora del Premio Alfagura 2019.


El Búho entre libros, De lector a lector, Entre mis libros y yo y Leyendo en el bus están de nuevo de sorteo conjunto y en este caso nos traen la nueva novela de Javier Castillo: Todo lo que sucedió con Miranda Huff. Podéis acceder a las entradas del sorteo pinchando en cada uno de los blogs organizadores. 


Y, vosotros, ¿qué leéis?

Los lazos de Argel - Myriam Millán

5/4/19

Los lazos de Argel de [Millán, Myriam]Zahara de los Atunes, 1577. 
Una galera de piratas beréber asalta un tranquilo pueblo pesquero en mitad de la noche. María, una humilde cabrera y su pequeño hijo Julio, son secuestrados en su propia cama, encadenados y embarcados hacia lejanas tierras musulmanas. Nada más pisar tierras musulmanas y aún sin ser conscientes de sus nuevas vidas, son llevados a un mercado de esclavos, donde María presencia cómo venden a su hijo, delante de sus propios ojos, por un puñado de monedas. 
Maniatada y sometida, sin poder hacer nada por impedirlo, María promete a gritos a su hijo que lo encontraría y le devolvería la libertad. Pero pronto María comprende que siendo esclava y mujer, en un mundo de corsarios musulmanes, para buscar a su hijo tendría que descender y atravesar los infiernos. Con nada a favor y todo en contra, María se jura a sí misma, que si encontrar y liberar a su hijo tuviera que costarle el mayor sufrimiento y la muerte, que así fuera.


MIS IMPRESIONES


Tres son ya las novelas leídas de Myriam Millán, una autora sevillana que me conquistó con La hija del dragón, y que se alzó con Premio Amazon 2015. Posteriormente publicó Él, Diávolo y recientemente, esta que os traigo hoy: Los lazos de Argel.

Julio de 1577. Una tranquila noche, mientras María, una joven viuda, dormía en su humilde casa de Zahara de los atunes junto a su hijo de ocho años, unos corsarios musulmanes irrumpen en la vivienda apresándolos y embarcándolos hacia la ciudad de Túnez donde, ante la atónita mirada de la joven, su hijo Julio, es vendido en un mercado de esclavos. Rota de dolor ante la situación jura al pequeño no cesar en su empeño de dar con su paradero. Sin embargo, hay promesas que no serán tan fáciles de cumplir para una cautiva cristiana en un país musulmán.

Los lazos de Argel es una novela en la que se fusionan el género histórico y de aventuras, con la que esta camaleónica autora vuelve a arriesgar con una historia muy diferente a lo que hasta ahora conocía de ella pero que ha manejado una vez más con solvencia, sabiendo combinar esa ficción histórica necesaria para contarnos su historia con ciertos personajes reales, perfectamente integrados y que enriquecen la trama. Nos situamos en una época en la que existía una gran inseguridad en las rutas comerciales del Mediterráneo. Muchos cristianos fueron apresados por musulmanes turcos o de países norteafricanos y llevados como esclavos a tierras lejanas donde, tras mucho padecer (pasando hambre y sed, sometidos a castigos durísimos o encerrados en prisiones) no encontraban más alternativa que renegar y abrazar la religión de Mahoma. Aquí conoceremos muy de cerca cómo era la actividad de los corsarios, un tema que sin despertar en principio en mí gran interés, me ha resultado de lo más instructivo. De entre ellos, Murat Reis o Morato Arráez, un personaje histórico real, es uno de los que más sentimientos encontrados ha despertado en mí.

Mención especial merece la fotografía que Myriam nos hace de los escenarios en los que se desarrolla la novela: Argel y Túnez. Su arquitectura, sus gentes, la convivencia entre cristianos y musulmanes, su indumentaria, el día a día de un esclavo, centrándose en especial en la figura de la mujer cautiva, que quedará muy bien perfilada a través de María, la principal protagonista de la historia. Bien plasmado también está la forma en la que el paso de los días en cautividad va haciendo mella entre estos, que no encontraban más vía de escape que renegar de su fe para convertirse al islam; en el caso de las mujeres, además, convirtiéndose en esposas de sus señores.

Acercarse a la novela histórica es siempre recomendable por la cantidad de detalles que sin necesidad de adentrarnos en una lectura muy sesuda aprendemos. Importantísimo aquí es mencionar la figura de los monjes redentores y su difícil labor, unos hermanos Trinitarios, que mediaron entre el gobierno español y los captores para lograr devolver los esclavos a España, siempre a cambio de cuantiosas sumas de dinero que seguían engrosando las arcas del corso.
 
Y entre todo este caos que supone para una mujer joven, indefensa, casi analfabeta ser capturada de por unos piratas, encontramos a María, una protagonista con la que vamos a sufrir mucho, pero que va a ser todo un ejemplo. Una mujer con una mirada azul cielo capaz de eclipsar a cualquier hombre. Asustada pero decidida, rebelde, luchadora y con un carácter inquebrantable que no se doblegará sino para conseguir su objetivo: rescatar a su hijo.

Narrada de forma sencilla, pero con un lenguaje cuidado, impregnando la historia de esa calidez que la autora sabe imprimir a sus novelas y entre cuyas páginas se palpa ese derroche de amor de una madre hacia su hijo. Su lectura es muy fluida y sin tener un ritmo vertiginoso, va creciendo en tensión a medida que avanzamos para desembocar en un cierre con el que la autora hace un guiño que nos dejará perplejos.

En Los lazos de Argel  se narra el tesón de una madre por cumplir la promesa que le hizo a su hijo: rescatarlo de sus captores, pero también en él la autora realiza el retrato de unas vidas marcadas por la tragedia que, sin embargo, hicieron frente a la adversidad con gran valentía.  Una novela que  derrocha sentimientos y combina la ficción histórica, aventuras y cierto carácter costumbrista  con un canto a la esperanza y al poder del amor. No os la perdáis.

Hacia la belleza - David Foenkinos

2/4/19

megustaleer - Hacia la belleza - David FoenkinosAntoine Duris es profesor en la Academia de Bellas Artes de Lyon, pero, de un día para otro, decide dejarlo todo para convertirse en un guarda del Museo de Orsay; en concreto, de la sala que alberga el retrato de Jeanne Hebuterne, de Modigliani. Mathilde, su jefa en el museo, se encuentra tan perpleja como atraída por su extraña personalidad y el enigma de su vida. Algo terrible le ha sucedido, pero ¿qué? De momento, para sobrevivir, Antoine solo ha encontrado un remedio: dirigirse hacia la belleza. 
Con ecos de la comedia romántica que lo consagró entre los lectores, La delicadeza, y también de la extraordinaria proeza literaria de Charlotte, ganadora del Premio Renaudot y el Renaudot des Lycéens), Hacia la belleza es una novela al mismo tiempo luminosa y oscura, llena de momentos y frases memorables, que nos invita a acercarnos, nosotros también, a la belleza.


MIS IMPRESIONES


La delicadeza es una de esas novelas que siempre recuerdo con una sonrisa y gracias a la cual descubrí a un autor tan original como sensible a la hora de dibujar emociones. A aquellos que aún no habéis leído nada de Foenkinos os animo a acercaos a cualquiera de sus novelas. Hoy os hablo de su última novela: Hacia la belleza.

Antoine Duris es uno de los mejores profesores de la Escuela de Bellas Artes de Lyon pero de la noche a la mañana, y sin que nadie sepa por qué, decide abandonarlo todo y marcharse a París para aspirar a la vacante de vigilante en el Museo de Orsay. Su reciente separación le ha afectado muchísimo, no parece llegar a aceptar su nueva situación y se siente desubicado, pero nadie esperaba que diera una estampida semejante. Mathilde, su nueva jefa y directora del museo, tiene sus propias reservas a la hora de contratarlo ya que, a pesar de ser un candidato ideal y sobradamente preparado, la trayectoria profesional de Antoine le hace cuestionarse qué interés podría tener un hombre tan cualificado en trabajar como guarda de una sala. Lo cierto es que, aunque Antoine tiene sus buenas razones, habremos de escarbar un poco más en la historia de este curioso y enigmático personaje para llegar a conocer los verdaderos motivos de tan drástica decisión. Mientras, sus días como vigilante en la sala, frente al retrato de Jeanne Hébuterne de Modigliani, serán para él una especie de terapia; una terapia sanadora que viene de la contemplación de la belleza de las pinturas expuestas.

A través de sus vivencias en la sala, de sus conversaciones con su jefa y sus recuerdos, el autor va construyendo un puzle en el que se entrecruzan las vidas de diferentes personas que de una u otra manera han marcado la de Antoine hasta llegar a entender sus porqués. Así conoceremos a Louise, la expareja de Antoine; a Mathilde, su jefa y a Camile, una joven promesa de la pintura. Tres mujeres que representan el ayer y el hoy de un hombre que habrá de separarse de todo para recomponerse y enfrentar un nuevo camino.

Y con este arranque, comenzará una vez más Foenkinos a adentrarnos en una historia que aborda temas tan diversos como la complejidad de las relaciones de pareja, el desasosiego que causa una ruptura, el desamor, el duelo en diferentes ámbitos de la vida, la pasión por la pintura, su proceso creativo y, sobre todo ello, el poder sanador de la belleza hecha arte. Lo hará con ese estilo tan particular que le caracteriza: sin extenderse en descripciones, con una aparente ligereza y ese un toque de frescura tan personal. Pocos como él consiguen divertirte con un comentario, hacerte reflexionar al minuto siguiente para poco después tratar temas mucho más serios con tanta delicadeza y de una forma tan certera que acabas impregnándote de las emociones que envuelven a sus personajes y llorando con ellos.

Hacia la belleza es una novela de emociones intensas, por momentos desgarradora, en la que Foenkinos vuelve a encandilarme demostrando que hay otra manera de contar las cosas y que, tras la aparente ligereza de sus novelas, se esconden historias con un trasfondo de mucho calado.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...