Bookeando

con MªÁngeles

Resumiendo septiembre

18/10/18

Después de haberme saltado el resumen veraniego porque llevaba mucho retraso de reseñas, aunque un poco tarde os traigo mi resumen lector de septiembre, sin duda un mes lleno de buenas lecturas, muchas de las cuales os recomiendo sin dudar. Os dejo la foto y los enlaces:


Quédate conmigo - Ayòbami Adébáyo
Los desterrados - Kamile Shamsie
La retornada - Donatela Di Pietrantonio
Amnesia - Federico Axat
El rey Tahúr - Carlos Aurensanz
Asimetría - Lisa Halliday
Bajo el signo de la noche - Roque Pérez Prados

La mala suerte - Marta Robles

16/10/18

Regresa el carismático detective Roures, ex corresponsal de guerra y hombre marcado por un pasado que siempre vuelve, para enfrentarse en esta segunda novela negra de Marta Robles a la extraña desaparición de una joven en Mallorca, de la que, tras dos años de intensas búsquedas, no parece haber ninguna pista. 
Más allá de la caótica situación de la familia de la desaparecida, agravada por la angustiosa las angustiosas circunstancias, el detective se encontrará con un entramado de complejos personajes, cuyas distintas turbiedades escondidas le conducirán, de manera obsesiva, a dos inevitables preguntas: ¿qué están dispuestas a hacer las personas para convertirse en padres o madres? ¿La paternidad y la maternidad son actos de generosidad o de egoísmo? 
Dolorosas inseguridades en la adolescencia, malos tratos y abusos que no son considerados como tales, secretos familiares, engaños que determinan la vida de los engañados…, todo cabe en La mala suerte, una historia apasionante, repleta de emociones, donde el enemigo siempre está muy cerca…


MIS IMPRESIONES


La historia personal de Roures, un detective privado y antiguo corresponsal de guerra fue el hilo argumental que más me gustó en A menos de cinco centímetros, la anterior novela de Marta Robles. Saber que La mala suerte volvía a traer a escena a este personaje, el gancho para que quisiera leerla. Os hablo de ella.

En el verano de 2015, Lucía Peña, una niña bien madrileña que veranea junto a su madre y su hermano en Costa de los Pinos, en la isla de Mallorca, desaparece sin dejar rastro cuando una noche, tras una discusión con su joven acompañante, este la hace bajar del coche y la deja caminando sola hasta su domicilio en una exclusiva zona residencial. Dos años después, la UCO no ha logrado resolver el caso. A Lucía parece habérsela tragado la tierra y su madre, Amanda Varela, al borde de la desesperación, decide contratar los servicios de Roures para encontrar alguna pista sobre el paradero de su hija. 

En el momento en que Tony Roures comienza a tirar del hilo, salen a la luz las múltiples grietas de una familia que guarda infinidad de secretos, a la que el dinero no consiguió dar la felicidad y que la desaparición de Lucía terminó por dinamitar. Y aunque la investigación de lo sucedido será el hilo principal de la novela, La mala suerte, toca otros temas de mucho mayor calado tales como el machismo, el maltrato psicológico, el daño que provoca la separacion en los menores, las ansias de poder, la necesidad de sentirse amado, la soledad o la maternidad subrogada. En medio de ellas, un tema sobre el que se podrían escribir ríos de tinta: las razones que nos impulsan a ser padres y lo cada uno de nosotros está dispuesto a sacrificar por ello. Incluso habrá lugar en ella para rememorar algunos episodios históricos imposibles de olvidar por sus terribles consecuencias como la guerra de los Balcanes o la dictadura de Pinochet. 

Será un narrador omnisciente el encargado de conducirnos por esta novela negra, que avanza y retrocede para ir montando las piezas de un complejo puzle, en una historia plagada de curiosidades, citas, literatura y buena música con la que la periodista madrileña vuelve a hacer gala de una prosa cuidada, un ritmo muy ágil y una tensión que va subiendo por momentos, nos mantendrá expectantes hasta las últimas líneas y que harán que las páginas vuelen en nuestras manos casi sin darnos cuenta. 

Los personajes me han parecido todos muy bien perfilados, tanto los principales, que se nos van desvelando con la suficiente mesura como para mantener en todo momento el interés del lector por avanzar con la historia, como los secundarios. A todos los he sentido muy humanos, algunos auténticos miserables, otros con demasiados secretos, pero todos al fin y al cabo con defectos y virtudes, como somo los mortales, y, por tanto, reales. Lucía Peña es el alma de la novela, una niña, a pesar de sus dieciocho años, que llegas a querer a golpe de página y de vivencias. Amanda Varela, la madre de Lucía, es una mujer que tampoco lo ha tenido fácil y con la que de alguna manera te llegas a congraciar. Todo lo contrario que Javier Peña, el padre de Lucía, que me ha parecido un ser despreciable como pocos. Imposible no mencionar a Tony Roures del que no solo me ha gustado conocer un poquito más sino que me ha arrancado buenas carcajadas con sus pensamientos más íntimos. 

Nos moveremos en muy diferentes escenarios y aunque los principales van a ser La Moraleja en Madrid y diversos lugares de la isla de Mallorca, de los que se nota que la autora es buena conocedora, también habrá algún salto a puntos más lejanos como México, los Balcanes o Chile. 

La mala suerte es una de esas historias ideales para desconectar por unas horas, una de esas que una vez comienzas, no podrás dejar de leer hasta su desenlace. Una novela bien escrita, con unos personajes trazados con profundidad y que plantea además otros muchos temas de interés. Os recomiendo su lectura. Eso sí, yo empezaría por la primera si tenéis intención de leer ambas. Si no es así, se puede leer esta de forma independiente.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...